Actualizado: 19/09/2017 10:07
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

precios en divisa, rebaja de precios, fin de año

La rebaja de productos en divisas no responde a las expectativas

La disminución temporal de los precios ha sido dispar, y en la mayoría de los casos se ha situado entre un 10 y un 25%.

Enviar Imprimir

Las rebajas temporales anunciadas por el gobierno en los comercios que operan en divisas comenzaron este lunes con poca afluencia de público y precios que no han respondido a las expectativas creadas, informó EFE.

Alimentos enlatados, aceites para cocinar, algunos utensilios de hogar y ciertos productos de la canasta familiar cercanos a su fecha de vencimiento han sido de los pocos que aparecieron en los estantes de los comercios con un valor inferior al que mostraban el pasado fin de semana.

También es desde este lunes más barato comprar prendas de vestir y calzado "que no tuvieron salida" durante los últimos meses, artículos de perfumería y aseo y algunos elementos de ferretería.

Las rebajas fueron anunciadas el pasado fin de semana por el régimen cubano, que las presentó como una "oferta especial" con motivo del fin de año y habló de una venta "a precios por debajo de los establecidos desde el mes de mayo" de 2004.

Las disminuciones han sido dispares, y mientras algunos productos presentan rebajas considerables, como el melocotón en almíbar, que bajó de 4,80 (5,18 dólares) a tres pesos cubanos convertibles (3,24 dólares), en la mayoría de los casos los precios han bajado entre el 10 y el 25%.

"Esta rebaja no es una gran rebaja, los productos siguen altos porque la gente no se puede permitir comprar en divisas", indicó a EFE una encargada de un supermercado del barrio habanero de Miramar.

"Los melocotones estaban a 4,80 pesos cubanos (convertibles), ahora a tres, y la gente no los compra porque no se lo puede permitir", agregó.

Los productos rebajados ocupan poco espacio y son fácilmente detectables por las pequeños grupos de personas ante los estantes en los que están expuestos.

No se incluyó en la bajada de precios los electrodomésticos, el mobiliario o los alimentos frescos.

Muchos pasan un buen rato antes de decidir si prefieren una lata de jamón o una de peras en almíbar, pero terminan por elegir lo más barato entre comentarios como "hay que aprovechar ahora" o "algo es algo". Otros simplemente no se llevan nada.

En las tiendas de ropa y calzado, según indicó una dependienta, se ha aplicado la bajada directa en uno (1,08 dólares) o dos pesos convertibles (CUC), y uno de los encargados de la sección de ropa masculina en un concurrido comercio capitalino se mostraba sorprendido por la "pequeña rebaja".

"Esperábamos más, las rebajas son del 50%, uno o dos pesos no es nada, la gente no compra", dijo.

Las rebajas se producen después de que Fidel Castro anunciara la semana pasada una pequeña subida de los salarios y las pensiones y un alza considerable de las tarifas eléctricas, y advirtiera su intención de llegar a eliminar la libreta de racionamiento.

Tras la subida de la pasada semana, de una media de 43 pesos cubanos al mes (unos dos dólares), el salario medio se sitúa en alrededor de 300 pesos cubanos (unos 13 dólares) mensuales.

Las subidas en las tarifas de electricidad se aplican en proporción al consumo, con el objetivo de penalizar el exceso de gasto, con porcentajes que, a partir de los 100 kilowatios/hora al mes, van desde el 50 hasta el 333%.

El Ministerio de Finanzas y Precios indicó que las rebajas en las tiendas en divisas finalizarán el 9 de enero, fecha en la que "serán restituidos los precios" habituales.