Actualizado: 17/08/2017 16:54
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cultura

Cine, Cine francés, Arte 7

Una comedia peculiar

Esta película mantiene un tono irreverente que con fina ironía se burla de la muerte, las escenas románticas tradicionales, la vejez, la policía y todo lo que parezca statu quo

Comentarios Enviar Imprimir

El filme comienza con un montaje de estudio, con una intencionadamente simple animación frente a la cual una niña y su tía contemplan su pequeño pueblo sepultado en la nieve. La tía le dice que quiere ir a Paris y la sobrina le responde, casi sin expresión, que ella también va ir a Paris algún día. La cámara se centra en la borrosa imagen del pueblucho y se le ve prosperar, no mucho, a lo largo de lo que suponemos son años, unas casitas se añaden por acá, un par de edificios por allá y un nuevo camino. Han pasado 48 años y la niña, ahora bibliotecaria del pueblo, recibe una carta de la tía, que le pide ayuda porque piensa que hay un complot para ingresarla en un hogar de ancianos. En la secuencia siguiente vemos a Fiona, la sobrina, en Paris, con su mochila y la banderita canadiense encima de ella.

Lost in Paris desarrolla su trama con esa simple premisa y la va construyendo a partir de gags visuales que poseen una poderosa fuerza que se apoya no solo en la construcción de la escena sino en la expresión corporal que los actores dominan a la perfección. Es un como si Jacques Tati, Charles Chaplin y Buster Keaton hubieran tomado clases con Marcel Marceau. Es un híbrido sui géneris.

Es puro cine, inenarrable. Dominado por situaciones y personajes absurdos que parecen haber salido del cine silente. Las pequeñas secuencias parecen bromas aisladas, pero se van concatenando con sutileza y forman una trama que, sin dejar de ser disparatada, resultan completamente creíbles. El filme va creando un contexto que suprime la incredulidad del espectador.

No hay un solo efecto especial en Lost in Paris (aunque sí se usan imágenes generadas por computadoras) y el uso de la tecnología moderna, aunque aparece en el filme, resulta totalmente irrelevante a la médula del argumento.

El filme mantiene un tono irreverente que con fina ironía se burla de la muerte, las escenas románticas tradicionales, la vejez, la policía y todo lo que parezca statu quo. Hay una secuencia de un baile de tango entre Fiona y Dom (un desplazado social con quien ella desarrolla un romance en el filme), que resulta una de las más finas parodias a cuanta escena de tango se haya visto en el cine. En otra secuencia extraordinaria, sin un desnudo ni una mala palabra, contemplamos uno de los sueños masturbatorios más eróticos del cine moderno. Es, a su vez, una comedia de enredos y desencuentros. Pero contada no tiene ni de lejos la fuerza de la imagen y de la edición. Hay que verla.

Es una película que toma referentes del musical, de las comedias silentes, del cine de Tati y de Pierre Etaix, e incluso del estilo de comedia de Jerry Lewis y de Pierre Richard. Este último tiene un breve, pero jugoso papel en el filme. Es una suerte de canto nostálgico a un cine que ya no se hace, pero completamente actualizado.

Este es el cuarto largometraje escrito, dirigido y producido por la pareja de Dominique Abel y Fiona Gordon (L’Iceberg, Rumba y The Fairy son los anteriores), casados en la vida real, quienes además son los actores principales del filme. Sus actuaciones ostentan ingeniosidad. Son de aparente baja intensidad, pero apoyadas por un bien coreografiado y exhaustivo trabajo corporal. Mantienen los diálogos al mínimo, su expresividad física y la excelente puesta en escena, minuciosa y bien cuidada, lo dicen todo. Es un filme que a veces parece que va a caer en la repetición, y, sin embargo, se reinventa en cada toma. Cuentan con la actuación de Emmanuelle Riva, en lo que ha resultado ser su último filme. La extraordinaria actriz de Hiroshima Mon Amour y de Amour se las arregla para darle vitalidad a una anciana un poco decrépita, en un rol a contracorriente de todos los que hizo durante su carrera.

La excelente fotografía de Claire Childeric quien ha trabajado con Abel y Gordon en todas sus películas, ayudada por el debutante Jean-Christophe Leforestier, entrega un Paris desde un ángulo poco visto que no por ello pierde su atractivo. Es una fotografía completamente contrapuesta a los filmes que normalmente se desarrollan en esa ciudad y que generalmente buscan la exaltación de su belleza. La música es otro elemento muy bien utilizado.

Este es un filme que está obviamente planeado con mucha cautela y en el cual cada detalle ha sido minuciosamente construido, sin embargo, se desarrolla como una pieza llena de espontaneidad y originalidad.

Lost in Paris (Francia/Bélgica, 2016). Guion y dirección: Dominique Abel y Fiona Gordon. Dirección de fotografía: Claire Childeric y Jean-Christophe Leforestier. Con: Dominique Abel, Fiona Gordon, Emmanuelle Riva y la actuación especial de Pierre Richard. De estreno limitado en ciudades selectas de Estados Unidos.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (http://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.

Escena de la película Lost in ParisFoto

Escena de la película Lost in Paris.