Actualizado: 20/10/2021 13:39
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Internacional

Medio Oriente

Abú Mazén amenaza con dimitir si el nuevo gobierno palestino se opone a la 'negociación pacífica' con Israel

Pidió que los grupos armados abandonen las armas, porque 'no tienen derecho a participar en la vida política y mantener milicias'.

Enviar Imprimir

El presidente palestino, Mahmud Abbas (Abú Mazén), afirmó este miércoles que podría dimitir de su cargo si el gobierno resultante de las elecciones parlamentarias del próximo 25 de enero se opone a su programa político, que incluye negociaciones pacíficas con Israel, reportó Europa Press.

El grupo radical Hamás, que defiende la destrucción de Israel, se espera que consiga un buen resultado en los comicios frente al movimiento Al Fatá de Abbas, haciéndose así con puestos en el gobierno. Un gobierno de coalición con Hamás dificultaría a ambas partes reanudar los esfuerzos de paz, congelados desde hace tiempo.

"Si siento que no puedo cumplir este programa (...), entonces el puesto no es mi ambición última", declaró Abbas, en referencia a su cargo de presidente palestino. Sin embargo, expresó su esperanza de que, con independencia de los resultados electorales, pueda seguir adelante con sus planes de paz. "¿Quién sabe? Hamás podría cambiar su política", dijo.

Por otra parte, Abbas se mostró entusiasmado ante la posibilidad de participar en una nueva ronda de negociaciones de paz con Israel, un día después de que el primer ministro israelí en funciones, Ehud Olmert, dijera que tras las próximas elecciones palestinas e israelíes esperaba poder iniciar negociaciones con Abbas que lleven a un "acuerdo de paz permanente" con los palestinos.

Abbas, que desde hace tiempo ha hecho llamamientos para la reanudación de las conversaciones de paz, dio la bienvenida a las palabras de Olmert. "No dudaremos en entrar en tal negociación", dijo hoy. "El camino hacia la paz es sentarnos juntos en la mesa de negociaciones, no el camino de los asesinatos y las acciones unilaterales", añadió.

Asimismo, reiteró su demanda de que los grupos armados palestinos abandonen las armas y se sometan a la autoridad de las fuerzas de seguridad. Según Abbas, los once partidos que participan en las elecciones tienen la responsabilidad de desarmarse. "No tienen derecho a participar en la vida política y mantener milicias", previno. "No debería haber nadie armado fuera de la ley", añadió.