Actualizado: 01/12/2021 17:25
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Religión

«La visita del Papa desinhibió a la gente»

José Félix Pérez, secretario ejecutivo de la Conferencia de Obispos Católicos, resume el significado del viaje de Juan Pablo II a Cuba, hace ahora diez años.

Comentarios Enviar Imprimir

Algunos se preguntan, sin embargo, si la Iglesia cubana ha recibido dichas autorizaciones como contraprestación por reducir el perfil político…

El planteamiento mismo de esta pregunta coloca a la Iglesia donde no debe. La misión de la Iglesia es evangelizadora. Creo que sería una trampa, tanto para la Iglesia como para el Estado, colocarse en una política de "te doy para que me des".

La Iglesia sigue el camino que Cristo le marca, que es anunciar el Evangelio, celebrar los sacramentos, socorrer a los pobres… Esta es nuestra misión, y eso se hace independientemente de ventajas que se puedan obtener, sea con silencios o con acciones. La naturaleza y misión de la Iglesia no pueden estar entrampadas en una política de premios y castigos. Ni esperar esto, ni ella misma favorecerlo.

Hubo muchos mensajes y discursos durante la visita del Papa, pero el del arzobispo de Santiago de Cuba, monseñor Meurice, fue de los que tuvo una mayor repercusión mediática. ¿Rompió este mensaje la 'armonía' del viaje?

Pienso que para algunas personas fue sorprendente, por el tono y el contenido; pero tampoco es algo que impidió el desarrollo —ya se vio después— de todo lo que estaba programado, de manera normal y armoniosa. Fue un momento de la visita, pero no el único.

¿Está vigente el mensaje de Meurice?

Ese es su pensamiento. En algunos aspectos, yo diría que sí, que permanece vigente. Quizás el modo de tratarlo, cómo enfocarlo, la oportunidad de hacerlo, bueno, eso ya supone, al cabo de los años, otra contextualización. Estamos en otro contexto y, evidentemente, repetir diez años después las mismas palabras supondría, me parece, algo mecánico. Habría que hacer matices y contextualizar lo que fue su pensamiento. Y además, no tomarlo en bloque, viendo la vigencia de cada aspecto para no caer en simplismos.

¿Cómo ve la influencia de la Iglesia —en el futuro— en un sociedad cubana muy desprejuiciada en temas como el sexo y el aborto, donde lo moral es cada vez más relativo y muchos practican religiones más 'flexibles', como las afrocubanas?

Una influencia que es la propia del Evangelio. Es decir, es la levadura en la masa. La Iglesia no va a influir de manera masiva, porque no cuenta con los medios para hacerlo. El valor del mensaje que predica, el proyecto que propone el Evangelio, atraerá y fecundará en la mente y en las buenas voluntades de quienes se acerquen a recibirlo y lo acojan con responsabilidad.

Pienso que hay un papel importante y la Iglesia lo cumplirá, con la gracia de Dios, en la reconstrucción del hombre cubano, en la recuperación o adquisición de los valores que hacen digna a la persona en su conducta, tanto sexual como en todo comportamiento moral. Hay que trabajar mucho en una especie de rehabilitación ética. Y no sólo en Cuba, sino en cualquier parte del mundo la Iglesia enfrenta retos extraordinarios. No creo que estemos en desventaja con respecto a Europa, en este campo, sobre los desenfoques que hay respecto a la sexualidad, el valor sagrado de la familia, la vida…

¿Significa la visita del secretario de Estado del Vaticano un primer paso en un futuro viaje de Benedicto XVI a la Isla?

No lo creo. El papa Benedicto XVI ojalá pudiera venir, pero hay que recordar que ya es un hombre mayor y que su proyecto de pontificado —él mismo lo ha dicho— no es hacer lo que hizo Juan Pablo II en cuanto a viajes por el mundo. De modo que no hay nada previsto con respecto a una futura visita del papa Benedicto XVI a Cuba. La del cardenal [Tarsicio] Bertone no se vincula para nada con eso.


« Anterior12Siguiente »

Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.