Actualizado: 19/05/2018 11:41
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

restricciones de viajes, embargo

La Fiscalía de Florida acusa a dos hombres de fraude en viajes religiosos a Cuba

El fiscal federal Alex Acosta dijo que los cargos son un 'llamado de atención a aquellos que buscan violar las sanciones económicas y de viajes'.

Enviar Imprimir

Las autoridades de Estados Unidos acusaron a dos residentes en el estado de Florida de fraude en la obtención de licencias para viajes con propósitos religiosos a Cuba y conspiración para violar las regulaciones del embargo.

El fiscal federal del distrito sur de Florida, Alex Acosta, informó en conferencia de prensa que los acusados son Víctor Vázquez y David Margolis, quienes presuntamente tramitaron a nombre de iglesias inexistentes unos 4.500 viajes a la Isla, informó EFE.

Ambos están acusados de asociación ilícita para violar las normas que regulan los viajes a Cuba. Vázquez también fue acusado de mentir en las solicitudes para obtener licencias de viajes. Cada cargo puede llevar a una sentencia de hasta cinco años.

El caso es el primero en su tipo que se presenta ante un tribunal del sur de Florida desde que se formó en octubre pasado un equipo especial de investigadores locales y federales para erradicar las violaciones al embargo comercial de Estados Unidos a Cuba.

Acosta explicó que los acusados presuntamente conspiraron para estafar a la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, perjudicando y obstruyendo a esa agencia gubernamental.

También afectando la supervisión de las llamadas "regulaciones para el control de los activos cubanos", en lo relativo a las transacciones sobre los viajes a Cuba e incurriendo en una ofensa contra Estados Unidos por declaraciones falsas en los trámites ante la OFAC.

Según los documentos judiciales, entre abril de 2006 y enero de este año los acusados obtuvieron 4.500 permisos de viajes a nombre de iglesias falsas, como la Asunción de Cristo, Ministerio de la Fe y Ministerios Hispanos de Ayuda Social, entre otras.

Una vez que obtenían los permisos, de acuerdo con los documentos, los entregaban a agentes del sector de viajes que los vendían junto con los boletos aéreos a personas que no podían ir legalmente a Cuba.

Esas personas pagaban 250 dólares por el uso del permiso fraudulento.

"Los individuos que han viajado con esos permisos han admitido que no lo hicieron con propósitos religiosos", indicó la acusación.

Las personas sujetas a la jurisdicción de Estados Unidos tienen prohibido realizar transacciones relacionadas con los viajes a Cuba, a menos que estén autorizados por la OFAC.

La Oficina emite permisos a organizaciones religiosas y autoriza a los miembros de esos grupos a viajar a Cuba con fines religiosos, pero les exige cumplir, mientras están en la Isla, con "un programa a tiempo completo de actividades religiosas".

Los dos acusados hicieron su primera presentación ante la corte el miércoles en Fort Lauderdale. Margolis fue liberado bajo fianza, según la AP.

Richard Rosenbaum, abogado de Margolis, dijo que piensa declararlo inocente y defender el caso vigorosamente si se presenta una acusación formal.

"El señor Margolis nunca ha estado en problemas (con la ley) por ninguna causa en toda su vida", declaró Rosenbaum.

Los fiscales solicitaron que no se concediera derecho a fianza a Vázquez, cuya audiencia de detención previa al juicio comenzó el jueves y continúa este viernes.

Acosta dijo en rueda de prensa que los cargos presentados son un "llamado de atención a aquellos que buscan violar las sanciones económicas y de viajes impuestas a Cuba".

"La Fiscalía Federal de Estados Unidos está determinada a hacer cumplir las sanciones contra el régimen cubano, lo que ayudará a acelerar una transición a la democracia en Cuba", afirmó Acosta.

Adam J. Szubin, director de la OFAC, advirtió, por su parte, que los infractores enfrentan "serias" consecuencias legales ya que facilitar viajes religiosos fraudulentos a la Isla es un delito y "desafortunadamente socava el buen trabajo de los grupos religiosos legítimos".