Actualizado: 22/11/2019 16:09
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Lloyds Bank, UBS

La Habana acusa a dos bancos extranjeros de plegarse a las presiones de EE UU

La Asamblea Nacional denunció que el banco suizo UBS y una filial del Lloyds Bank de Londres se negaron a aceptar sus pagos de cuotas a organizaciones internacionales.

Enviar Imprimir

La Habana acusó a la Unión de Bancos Suizos (UBS) y a Banistmo, filial colombiana del Lloyds Bank de Londres, de plegarse a las presiones de Washington por negarse a aceptar pagos de cuotas de la Asamblea Nacional del Poder Popular a organizaciones internacionales de las que es miembro.

En una declaración difundida este jueves, la Asamblea Nacional denunció que no ha podido hacer efectivas sus cuotas como miembro de la Unión Interparlamentaria (UIP) y del Parlamento Latinoamericano (PARLATINO) por la negativa de los bancos que operan las cuentas de estos organismos a recibir pagos cubanos, informó EFE.

"Se trata (…) de la Unión de Bancos Suizos (UBS) radicado en Ginebra, Suiza, y Banistmo, radicado en Bogotá, Colombia, y filial del Lloyds Bank de Londres, los cuales se han plegado a las brutales presiones de la Administración de George W. Bush (presidente de Estados Unidos) para reforzar su criminal y genocida bloqueo contra nuestro país", dijo la Asamblea.

La Comisión Permanente de Relaciones Internacionales de la Asamblea Nacional "rechaza firmemente las decisiones de ambos bancos y denuncia estas prácticas ante la opinión pública internacional y otros parlamentos del mundo por su carácter discriminatorio, selectivo e ilegal", agregó la declaración.

La Asamblea Nacional llamó a la UIP y al PARLATINO "a adoptar las medidas pertinentes" para defender el derecho del organismo cubano a hacer uso de esas instituciones bancarias para el pago de sus compromisos financieros.

En noviembre del pasado año, los dos principales bancos suizos, UBS y Credit Suisse, suspendieron sus operaciones financieras con la Isla por considerar que es un país "sensible" y alegaron, entre otras razones, los altos costos derivados de la vigilancia del respeto y conformidad con las reglas financieras y legales vigentes.

El Banco Central de Cuba afirmó que ambas entidades habían cedido a las presiones de Washington.

El grupo UBS fue condenado en mayo de 2004 en Estados Unidos a pagar una multa de 100 millones de dólares por haber violado un embargo de la Reserva Federal relacionado con transacciones en papel moneda con Cuba, Irán y Libia.