Actualizado: 05/04/2020 0:00
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

cubana muerta

Un cubano declarado culpable de conspiración pero absuelto por la muerte de una emigrante

Amil González Rodríguez podría ser condenado en Miami a 15 años de cárcel. La sentencia se dictará en enero próximo.

Enviar Imprimir

Un jurado estadounidense declaró culpable el jueves al cubano Amil González Rodríguez de conspiración, pero lo absolvió de otras 33 acusaciones en un caso de tráfico de emigrantes en el que perdió la vida una mujer de 24 años frente a las costas de Florida, informó Reuters.

González Rodríguez, de 32 años y joyero de Santa Clara, fue absuelto de homicidio involuntario por la muerte de Anay Machado González, pasajera de una lancha rápida interceptada por la Guardia Costera estadounidense el 8 de julio tras una persecución a gran velocidad.

El cubano podría pasar 15 años en prisión tras ser declarado culpable de conspirar para inducir a extranjeros a viajar a Estados Unidos y entregarles documentos de identidad falsos.

Machado, de 24 años, murió a consecuencia de un golpe en la cabeza durante el traslado ilegal de 31 emigrantes cubanos, desde Matanzas hasta los cayos de la Florida en una embarcación a motor de 11 metros de eslora.

Guardacostas encontraron a Machado gravemente herida en el bote de contrabando salpicado de sangre. La mujer murió mientras era trasladada en una nave de la Guardia Costera a través de olas agitadas hacia la costa.

González fue acusado de 67 cargos, pero el juez federal de distrito Michael Moore desestimó 32. El jurado absolvió a González de 33 acusaciones tras deliberar por más de siete horas.

"Fue condenado justamente por conspiración", dijo el fiscal asistente Jeffrey Tsai.

Los abogados defensores arguyeron que González era apenas un inmigrante que buscaba su libertad.

"Un inmigrante cubano habitualmente no es acusado como si fuera un contrabandista extranjero", dijo el abogado defensor Irving González.

La sentencia será dada a conocer el 8 de enero. González podría ser condenado a 10 años de cárcel por el cargo de conspiración y a otros cinco más por intentar hacerse pasar por su hermano.

Otros dos acusados, Heinrich Castillo Díaz, de 28 años, y Rolando González Delgado, de 20, se declararon culpables la semana pasada.