Actualizado: 26/06/2019 9:43
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Opinión

Miami, Exilio, Migración

El premio Princesa de Asturias para Alejandro Portes: Cuba y Miami

El académico ha dedicado más de cuatro décadas al estudio de la adaptación de los inmigrantes en sus países de destino

Comentarios Enviar Imprimir

Son tres los cubanos que han obtenido el galardón que otorga anualmente la Fundación Princesa de Asturias. Pero en el caso del sociólogo y demógrafo Alejandro Portes, por primera vez la distinción tiene un vínculo especial con Miami: la ciudad y la historia de la comunidad de inmigrantes procedentes de la Isla que se han integrado a ella.

Portes[1], que acaba de obtener el Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales, nació en La Habana en 1944 y salió de Cuba en 1960. Ha dedicado más de cuatro décadas al estudio de la adaptación de los inmigrantes en sus países de destino. Académico siempre dispuesto al intercambio de ideas y puntos de vista, su trayectoria por varias destacadas universidades de Estados Unidos (Texas, Duke, Johns Hopkins, Princeton y Miami) y la publicación de varias obras importantes para la comprensión de los fenómenos migratorios lo han convertido en una referencia obligada para los estudiosos de las ciudades y las migraciones.

El inicio de tales estudios se remonta a su época de profesor de la Universidad de Texas, cuando entrevistó a lo largo de seis años a 1.500 cubanos emigrados a Miami. El estudio mostró que estos habían creado una comunidad integrada exclusivamente por inmigrantes cubanos altamente emprendedores que, a medida que crecía con más compatriotas, se hacía más independiente del resto de la ciudad. Esta situación, que denominó enclave étnico, quedó plasmada en el libro Latin Journey: Cuban and Mexican Inmigration in the United States (1985) y en el posterior City on the Edge: The Transformation of Miami (1993), una obra de la cual es coautor Alex Stepick, donde se señalan las características específicas de Miami dentro de la nación estadounidense, tanto sus puntos débiles como su carácter global.

Portes vuelve al análisis de esta ciudad en The Global Edge: Miami in the Twenty-First Century (2018), esta vez escrito con Ariel C. Armony, donde la visión de una área urbana singular —de extremos o frontera precaria de la obra anterior— ha sido transformada durante el desarrollo de las últimas décadas, tanto por el control firme de los líderes cubanos del Partido Republicano local —y su uso como una herramienta influyente en la política estatal y nacional— como por una nueva proyección económica internacional, con alcance no solo latinoamericano sino europeo.

Se puede discrepar con algunas de las conclusiones de ambos libros o no compartir puntos de vista en determinados aspectos, pero se trata de lecturas de sociología urbana que despiertan tanto el interés como el debate.

En 1992 Portes inició un proyecto a largo plazo, el “Estudio longitudinal de hijos de inmigrantes”, para el cual su departamento entrevistó a más de 5.000 niños, repitiendo la entrevista en la adolescencia. Su diagnóstico fue que la llamada segunda generación se integraba bien en la sociedad estadounidense, pero también detectó un riesgo de inadaptación en los hijos de inmigrantes ilegales de escaso nivel educativo, problema para el que recomendó trabajar con los padres en sus respectivas comunidades. Publicó, con Rubén Rumbaut, este estudio en Legacies:The Story of the Inmigrant Second Generation (2001), ganador de varios premios de la Asociación Americana de Sociología.

Sus estudios sobre inmigración y adaptación se han extendido también a España. En 2013, con el Instituto Universitario Ortega y Gasset, realizó un análisis similar al hecho en EEUU, con casi 7,000 entrevistas, y llegó a la conclusión de que el 50 % de los hijos de inmigrantes se siente español. En 2016 publicó Spanish Legacies: The Coming of Age of the Second Generation, la segunda parte de este estudio.

Como señala el jurado que otorgó el premio, este sociólogo de nacionalidad estadounidense y origen cubano —ejemplo de inmigrante— ha realizado aportaciones fundamentales al estudio de uno de los grandes desafíos para las sociedades contemporáneas, y sus investigaciones hoy sirven de guía a científicos sociales de todo el mundo.


[1] Portes es el tercer cubano en recibir uno de los galardones internacionales convocados anualmente por la Fundación Princesa de Asturias, tras el saltador de altura Javier Sotomayor, que obtuvo el de los Deportes en 1993, y el escritor Leonardo Padura, que fue reconocido en 2015 con el de las Letras.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.