Actualizado: 19/10/2017 11:37
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Opinión

Disidente, Represión, Fariñas

El último Vía Crucis de Fariñas

Las cartas están echadas. Sobre todo la de Fariñas a Raúl Castro

Comentarios Enviar Imprimir

Es triste contemplar como un compatriota marcha hacia la muerte. Sobre todo si es un luchador por nuestra libertad; la de todos los cubanos; por nuestra honra presente y futura, aunque también pasada y de todos los humanos, porque los sacrificios de los héroes no tienen límites en el tiempo ni el espacio, e influyen ––sin discriminación horaria alguna–– en todos los rincones del planeta a cabalidad. Las palmas son novias que esperan.

Esta es la cronología del acontecimiento: el pasado 20 de julio, a la 12:01 A.M. y en coincidencia con el primer aniversario del restablecimiento de relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos, el premio Sajarov 2010, Guillermo “el Coco” Fariñas, comunicó a la prensa internacional que dejaría de comer, declarándose así en huelga de hambre. Pero su arrojo no se detuvo ahí. También declaró que dejaría de beber, implicando que el único alimento que aceptaría ingerir ––hasta que recibiera la respuesta de una carta que le había mandado al general Raúl Castro–– sería aire. Y esta es, hasta el momento, la tensa situación. Fariñas solo respira hace doce días y espera por Raúl Castro en su lecho de lucha mientras estremece las conciencias con su huelga de hambre y sed.

Podemos verlo en la prensa, recostado en una mecedora, la cabeza reposada en claro ademán de su fragilidad. No se cubre el torso con camisa alguna, mostrando al descuido su ya endeble complexión. Aunque no debemos temer. Pocos valientes de las huelgas de hambre serán más osados que Fariñas y ninguno tan victorioso como él. Porque Guillermo retó a la muerte por hambre ya 23 veces, siendo esta la número 24, y siempre resultó vencedor. Es todo un veterano de la inanición. Recordemos aquellos 134 días ininterrumpidos en huelga de hambre y sed en el año 2010. El diario madrileño El Mundo ––entre otros–– publicó la noticia de su victoria junto a la foto del momento en que Fariñas se iba a tomar su primer vaso de agua después de ciento treinta y cuatro (sic:134) días sin probarla[1].

Y es que el arrojo y el amor por la libertad fuerza a los hombres a romper límites. Ciento treinta y cuatro días sin comer ni tomar agua. En 1981, Bobby Sands, militante irlandés preso en la cárcel de Cork, sobrevivió a su huelga de hambre 66 días. En 1972, Pedro Luis Boitel, militante anticastrista preso en el Castillo del Príncipe, sobrevivió a la suya 53. Ambos aceptaron líquidos durante su ayuno pero sus resistencias no le permitieron ni acercarse al monumental aguante de Fariñas.

El caso del “Coco” es pues, único en el mundo, superando incluso al Mahatma Gandhi quien pudo hacer solo 17 huelgas de hambre en sus 78 años de vida mientras Fariñas ya ha hecho 24. Siete más que el Mahatma y en solo diez años, desde el 2006[2], cuando inició su primera huelga de sed y hambre y estuvo siete meses sin verla pasar. Nadie ha vivido en el mundo tanto tiempo sin mover el vientre excepto el hindú Mataji[3]. Oscar Arias no debe preocuparse. Lo del Coco es sin dudas algo, además de muy patriótico, muy sensacional.

Las cartas están echadas. Y sobre todo la de Fariñas a Raúl Castro. En ella lo alerta de una “guerra civil” y le exige la designación de un vicepresidente para que se reúna con doce líderes de la oposición[4] ––entre otras cosas–– y le advierte que hasta que eso no suceda, se mantendrá en su huelga de hambre y sed. Pero, ¿qué hará Fariñas cuando no llegue la respuesta?



Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.