Actualizado: 16/10/2017 9:39
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Opinión

Sexo, Cuba, Video

Sexo en San Rafael

Muy mal anda algo en una sociedad cuando sucede algo así

Comentarios Enviar Imprimir

Las imágenes son prohibidas para menores y también para mayores. Así que vamos a relatarlo lo más castamente posible —si es posible contar recatadamente como una mujer, de cuerpo voluptuoso— posee a un hombre a plena luz del día en lo que fue la calle San Rafael de la luminosa Habana.

Ahora se llama Boulevard San Rafael porque es un paseo peatonal. Y allí mismo aparecen fornicando. El video circula en Internet.

El hombre yace en el suelo. Se aclara que es en el portal de una tienda de “moneda nacional”, (¿cuál será la importancia del tipo de dinero?). Su cara aparece seria, casi perpleja, alejada de lo que debe de ser el natural placer del sexo Y es que el sexo se le impone al hombre como una batidora desde arriba, motorizado por una mulata hembra desnuda que se mueve rítmicamente encima de él mientras alrededor la multitud los anima a fornicar a voz en cuello frente al Cinecito.

Es como un toreo, como una función de boxeo, como una chirigota en que al menos un centenar de transeúntes se han detenido a ver como dos jóvenes “hacen el amor” en plena vía. Y los animan, les toman fotos, videos, mientras ella se mueve y el macho abajo sigue soportando la posesión con una perpleja cara de infeliz.

Grotesco, el acto dura menos de un minuto. Como podría ser de otra manera dada su publicidad, su crudeza, aunque los que rodean a la pareja han animado constantemente al macho para que resista la eyaculación.

Muy mal anda algo en una sociedad cuando sucede algo así. No por el sexo, al que casi todos le debemos la vida, sino por la muchedumbre que se agrupa entusiasmada animando a los fornicadores. En mismo medio de San Rafael.

Hace dos semanas un muerto se cayó del carro fúnebre en El Vedado; ahora un macho y una hembra humanos copulan rodeados como si fuera en una valla de gallos. También se reporta que a la salida del Barrio Chino habanero hace poco se desnudó una dama con problemas mentales y acto seguido un caballero transeúnte se encueró en plena calle para complacerla, mientras la gente miraba. Miraba. Miraba. Como si fuera al dragón oriental.

¿Será un plan de la CIA para desestabilizar la sociedad cubana? ¿Los grupos opositores habrán escogido promover el amor y no la guerra? ¿Performances artísticos destinados al turismo americano?

Desde inicios de la década del 70 en Cuba empezó a notarse de manera patente la vulgarización de la sociedad. Habían sido desterrados los “valores burgueses” y con ellos la cortesía y la urbanidad. Cuba vivía una efervescencia revolucionaria que desterraba todo lo establecido no porque fuera malo, sino simplemente porque era viejo, un rezago del pasado; y con el “agua sucia” de la bañera se arrojaba también a la criatura. Fue la época en que la Revolución empezó a potenciar la “Educación Formal” socialista. Pero como parece haber sucedido, la chusmería informal siempre le llevó ventaja, templándose en el crisol del Periodo Especial, hasta llegar a la actualidad, donde muchos jóvenes prefieren hablar con una papa en la boca y por lo que se ve apostar en plena calle a ver si el macho va a aguantar lo suficiente mientras la hembra penetrada se le mueve encima con el baile del perrito.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.