Actualizado: 27/01/2023 18:43
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Cuba en la prensa

Alejandro Armengol: Insulto y disparate de Mario Díaz-Balart

Selección diaria de la prensa internacional.

Comentarios Enviar Imprimir

Insulto y disparate

"La frustración y enojo ante el rumbo que está tomando la política norteamericana hacia el gobierno cubano alcanza alturas demenciales entre algunos republicanos que forman parte de la llamada 'línea dura' del exilio. Algunos de los legisladores, que se supone representan al conjunto de electores norteamericanos, están tan alterados, que cabe preguntarse si ese enojo no les impide ejercer a plenitud y de una forma racional la labor para la que fueron electos, que no es precisamente la 'lucha' por la democracia en Cuba".

"Un ejemplo de ello es el representante republicano por la Florida Mario Díaz-Balart, quien llamó colaboradores con el nazismo a quienes viajan a Cuba a ver a sus familiares, algunos de los cuales son votantes de su distrito...".

"Las palabras del legislador Díaz-Balart han tenido una respuesta adecuada en la carta que le han enviado líderes del exilio, personalidades y académicos. Estos muestran su consternación por el hecho de que el representante republicano por el sur de la Florida expresara que aquellos cubanoamericanos que están en desacuerdo con sus puntos de vista sobre la política de Estados Unidos hacia Cuba, y envían ayuda a sus familiares en la isla tienen 'gual actitud que los que querían hacer e hicieron negocios con Adolfo Hitler'".

"Los firmantes de la carta —entre los cuales hay hebreos y otros de origen hebreo o con lazos familiares hebreos— expresan que una cosa es disentir respetuosamente con alguien, sobre asuntos políticos, y otra muy distinta es que un funcionario electo lance ataques personales contra sus propios electores…".

"Es absurdo que quienes no admiten una opinión contraria pretendan promover la puesta en marcha de una sociedad democrática en Cuba".

"Este grupo que vocifera una 'línea dura', pero siempre se ha caracterizado por una actuación blanda cuando hay que ir más allá de las declaraciones, influyó durante años de forma decisiva en la política norteamericana hacia Cuba. Cada vez más ajenos a la realidad cubana, ahora sus miembros reaccionan con ira ante una situación que ven escapar de sus manos, tanto en Washington como en La Habana…".

"Repiten que son intransigentes, cuando en realidad lo que son es ignorantes, sin preocuparse por el efecto negativo que este alarde de irracionalidad ejerce sobre la imagen del exilio…".

"Quienes mantienen esta actitud no han logrado avance alguno hacia la democracia en Cuba, y deberían darse cuenta de que sus esperanzas son más desquiciadas ahora que en ningún momento anterior (…) Por demasiados años, su influencia negativa se ha hecho sentir en la política local y nacional, y en la aprobación de medidas que en nada han contribuido al avance de las condiciones para un cambio en la isla…".

Alejandro Armengol, El Nuevo Herald, EE UU

27 de abril de 2009

Liberan a activista de FLAMUR

"Rosa Escalona, activista de la Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales (FLAMUR), fue liberada el pasado 21 de abril luego de tres meses de encierro en la prisión de mujeres de Holguín".

"Escalona fue acusada de desacato en el mes de enero, por exigir a un funcionario público que solucionara el problema que confrontaba con su vivienda, arrasada por los huracanes que azotaron la zona a finales del pasado año".

Cubanet, Miami

27 de abril de 2009

El fracaso de los embargos

"La época de los embargos comerciales y financieros generales parece en su ocaso, a favor de medidas más específicas, perfiladas para golpear los regímenes sin dañar de manera indiscriminada a las poblaciones civiles".

"La transición, en fermento desde hace algunos años, se consolida ahora con los nuevos vientos que soplan desde Estados Unidos, la potencia que más ha recurrido al uso de la asfixia económica con fines políticos en el último siglo. Estas palabras lo indican bien: 'Después de 47 años, el embargo unilateral a Cuba ha fracasado en lograr el objetivo de 'llevar la democracia al pueblo cubano'".

"'Tenemos que reconocer la ineficacia de nuestra política'".

"La relevancia de estas frases reside en su autoría incluso más que en su contenido: no las pronunció el gran mesías del cambio, Barack Obama. Las redactó Richard Lugar, senador republicano y máximo representante en el Comité de Asuntos Exteriores del Senado del partido que ha abanderado el aislamiento de Cuba…".

"El senador dio voz a un viraje cada vez más aceptado en las vísceras de su partido, antaño gran guardián del embargo a Cuba y cuna ideológica de otras sanciones semejantes (…) El nuevo planteamiento de los republicanos justifica la expectativa de cambio más que los discursos del propio presidente".

"…Sadam Hussein, que logró resistir al más duro embargo de la historia entre 1990 y 2003. Hicieron falta aviones F-16 para tumbarle, después de que la población iraquí sufriera inútilmente un tremendo estrangulamiento internacional basado en una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU".

"Las sanciones económicas tampoco han tumbado al dictador norcoreano Kim Jong-il (…) La lista de Estados sometidos a embargos o sanciones comerciales y financieras en las últimas décadas es muy larga: tristemente, la de los regímenes que han sobrevivido a ellos tiene prácticamente el mismo tamaño, siendo la única excepción de relieve el Suráfrica del apartheid.

"…'Los fracasos en casos de alto perfil proyectan la sensación de ineficacia absoluta, pero esa es una percepción distorsionada de la realidad'", argumenta Gary Hufbauer, analista del Peterson Institute y autor de Economic Sanctions Reconsidered, un detallado estudio sobre la materia".

"'Nosotros hemos estudiado unos 200 casos de embargos y sanciones económicas de envergadura desde la I Guerra Mundial', prosigue Hufbauer. 'Nuestra conclusión es que un 34% de las veces las medidas fueron al menos parcialmente exitosas (…) Los objetivos estratégicos de los bloqueos van más allá del derrocamiento de un régimen'".

"'Libia es el ejemplo perfecto', señala Kimberly Elliott, coautora de Economic Sanctions Reconsidered. 'Las sanciones no tumbaron a Gadafi, pero contribuyeron significativamente a un cambio de actitud del régimen'…".

"Pero, comprobada la incapacidad de obtener el objetivo supremo —el derrocamiento de dictadores—, ¿es suficiente la esporádica obtención de fines estratégicos secundarios para justificar el gran sufrimiento que los embargos infligen a las poblaciones civiles?...". "'Sin duda la comunidad internacional se está progresivamente alejando del modelo de sanción económica general a favor de presiones más perfiladas, que se dirigen específicamente a los responsables y afectan menos a la población civil', observa Richard Gowan, analista del Consejo Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR, en sus siglas en inglés) especializado en el estudio del Consejo de Seguridad de la ONU. 'Las medidas generales han sido a menudo ineficaces y, a veces, hasta contraproducentes, al crear un síndrome de acorralamiento en el país afectado que aglutina a la población alrededor del régimen', prosigue Gozan…".

"Frente a las sanciones generales —como los bloqueos totales a exportaciones, importaciones y flujos financieros—, las medidas específicas, o 'refinadas', imponen el congelamiento de determinadas cuentas bancarias y activos financieros, embargos a productos específicos o armas, obstáculos a los viajes y sanciones dirigidas para golpear exclusivamente a jerarcas de los regímenes y sus funciones".

"Esas medidas cumplen adecuadamente con una de las funciones principales de las sanciones económicas: enviar un mensaje. A la audiencia mundial —aliados y enemigos—, o al electorado interno.

"'Lanzar señales siempre es parte importante de estos procesos y el objetivo no siempre es de carácter internacional. Cuba lo ejemplifica. Una sanción que surgió con un objetivo de política exterior, se mantuvo luego durante tiempo fundamentalmente por motivos de política interna, pensando en ciertos grupos de presión', argumenta Elliott, que trabaja para el Center for Global Development…".

"Los bloqueos comerciales y financieros impuestos de 1915 en adelante costaron a los países objeto de las medidas alrededor del 4% del PIB anual de media. En el caso iraquí, debido a la enorme adhesión al embargo contra Sadam impulsado por Naciones Unidas, la caída del PIB fue del 54% anual de media, según Economic Sanctions Reconsidered. Brutal. Sanciones específicas no pueden llegar ni de lejos a ese nivel de presión".

"'Pero en nuestras investigaciones hemos comprobado que la ecuación 'sanción más dura igual a mejor resultado' no es tan automática como podría pensarse. El propio caso iraquí lo sugiere', indica Hufbauer. 'Desafortunadamente, los regímenes autocráticos logran normalmente proteger a su entorno, aislarlo del impacto, y trasladar el sufrimiento a la población'".

"Precisamente la reflexión sobre el caso iraquí impulsó una transición hacia nuevos horizontes. Ahora, el fermento en Estados Unidos respecto al otro gran embargo simbólico del mundo, el de Cuba, parece afianzar definitivamente el viraje…".

El País, España

 27 de abril de 2009


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.

En esta sección