Actualizado: 18/10/2017 20:02
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Combustible, Gasolina, Venezuela

Crisis venezolana repercute en Cuba

Se desconoce si la falta de gasolina de alta calidad llevará a una situación peor si la escasez se mantendrá durante mucho o poco tiempo

Comentarios Enviar Imprimir

Gasolineras desiertas con la única presencia de una fila de conos naranjas o amarillos como señal inequívoca para los cubanos de que no hay combustible en ese establecimiento, informa el diario español El Mundo.

Por otro lado, colas larguísimas de coches que invaden la calzada por falta de estacionamiento y que dentro albergan a conductores que esperan estoicamente, bajo un sol abrasador capaz de hacer sudar a cualquiera más propio de meses de verano, hasta casi una hora para poder echar gasolina a sus vehículos.

Estas son las dos imágenes que mejor reflejan la afectación que tiene sobre Cuba la complicada situación política y económica en la que se ha adentrado Venezuela, el principal socio comercial de la Isla, desde hace meses.

El país sudamericano se ha visto obligado a reducir la cantidad de petróleo que vendía al país comunista a precio de saldo.

Aunque los problemas en el combustible en La Habana venían apareciendo y desapareciendo desde el verano sin dejarse notar excesivamente, desde el fin de semana se han profundizado hasta el punto que ya es prácticamente imposible conseguir gasolina “premium”, de más calidad por su mayor octanaje, y las colas se han generalizado.

En una circular interna a los trabajadores de la empresa estatal que suministra el petróleo a la que tuvo acceso Efe, se instaba a solo vender gasolina “especial” a los coches alquilados para turistas y las personas que pagasen en metálico a partir del 1 de abril. De esta manera, las tarjetas para comprar combustible de los trabajadores de las empresas estatales solo podrían adquirir gasolina de menor calidad.

Pese a las molestias que acarrea esta situación, no se puede hablar de caos o pánico a no encontrar gasolina, pero no se sabe si la cosa irá a más y si se mantendrá durante mucho o poco tiempo.

El silencio oficial es total hasta el punto que no se ha hecho pública la decisión de la circular ni se ha mencionado el tema en los medios estatales. Esto ha provocado la aparición de rumores y chismes que los cubanos se cuentan en las estaciones de servicio para matar el tiempo de espera.

“Eso es porque Venezuela está mal y a nosotros se nos pega todo”, “el problema no es que nos manden menos crudo, sino que Cuba está teniendo dificultades en el proceso de refinamiento”, son las teorías más populares junto a hipotéticos problemas de producción del país sudamericano debido a que las dificultades económicas le impiden comprar materiales necesarios para reparar maquinarias dañadas y mejorar los procesos de extracción.

Por ahora, los únicos datos confirmados que existen es que el país gobernado por Nicolás Maduro se ha visto obligado a reducir entre un 30 % y un 40 % la cantidad de petróleo que enviaba a Cuba. Un hecho que, junto a otros propios de la economía del país, provocó que la Isla entrara en recesión por primera vez en 23 años, cerrando el 2016 con una contracción del PIB del 0,9 %.

Según la empresa suiza de monitoreo y análisis Petro-Logistics, Venezuela ha pasado de enviar 115.000 barriles de crudo diarios en 2008 a 55.000 durante el segundo semestre del año pasado.

Todavía se desconocen las cifras de 2017. En julio, Raúl Castro admitió que la contracción en los suministros del país aliado había provocado “tensiones en la economía cubana” y se anunciaron recortes de hasta el 30 % en la gasolina asignada a las empresas estatales.

Aunque en el oficialismo no existe excesiva preocupación, las autoridades cubanas quieren acelerar los proyectos de inversión extranjera para extraer el crudo del subsuelo de la Isla que no es suficiente para convertirse en un país exportador, pero sí para cubrir la alta dependencia energética exterior.

La extracción del petróleo de la Isla requiere de una tecnología que Cuba no tiene ni puede pagar. Por este motivo, desde hace algunos meses se llevan celebrando algunos congresos para buscar proyectos extranjeros interesados en facilitar el know-how necesario y las autoridades hablan de desarrollar “vías alternativas” de combustibles, tanto fósiles como renovables.

Pese a todo, las autoridades confían en que si la situación en Venezuela se deteriorara más o el Gobierno quedara en manos de los opositores —que ya han anunciado que suprimirían el envío de crudo—, otros países aliados de la región podrían llenar el vacío en lo que se desarrollan estos proyectos.

Por este motivo, se ha recibido con gran satisfacción la victoria del candidato continuista Lenín Moreno en Ecuador, miembro de la Opep.

Paradójicamente, la recesión ha llegado en un momento en el que la Isla vive un boom turístico con récord de visitantes extranjeros e infinidad de proyectos e inversiones económicas que podrían hacer pensar en una mejora de la situación económica.

Según el economista cubano y catedrático emérito de la Universidad de Pittsburgh, Carmelo Mesa-Lago, el aumento del turismo no ha sido suficiente para contrarrestar el retroceso macroeconómico que también se ha visto impulsado por la caída del precio del níquel y el azúcar y por la decisión de La Habana de liquidar sus deudas históricas con los acreedores.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.