Actualizado: 19/06/2024 16:42
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Consejo disidente

Disidentes crean un Consejo de Relatores de Derechos Humanos

La organización está formada por unos 40 opositores de distintas tendencias y ex presos políticos que harán un monitoreo de la situación en el país, según sus fundadores.

Enviar Imprimir

Disidentes cubanos anunciaron este lunes en La Habana la creación de un Consejo de Relatores de los Derechos Humanos para "monitorear" la situación en el país, informó EFE.

Alrededor de 40 opositores cubanos participaron en la creación del Consejo que, según sus estatutos, es una "organización independiente" que se financiará con las contribuciones de sus miembros.

El Consejo estará formado por disidentes de distintas tendencias y ex presos políticos como Roberto de Miranda, Edel José García y Margarito Broche, del grupo de los 75 condenados en 2003. Los tres fueron excarcelados por motivos de salud. También participará Jorge Luis García Pérez (Antúnez), liberado en abril pasado tras cumplir una condena de 17 años.

El objetivo, explicó a EFE el disidente Juan Carlos González Leyva, es "monitorear la situación de los derechos humanos en Cuba mediante la acción coordinada de la disidencia".

"Hay miembros de distintas organizaciones, porque no vamos a excluir a nadie, no somos excluyentes", agregó González Leyva, que denunció que en el último año la situación de los derechos humanos en Cuba "ha ido empeorando".

Desde que Fidel Castro delegó provisionalmente el poder en su hermano menor, Raúl Castro, ministro de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, el 31 de julio de 2006, "la situación de los derechos humanos ha empeorado en todos los sentidos", insistió González Leyva.

A juicio de Edel José García, la creación de este Consejo permitirá "viabilizar la solidaridad hacia los opositores y denunciar cualquier violación de derechos humanos que se produzca en el país".

Entre las propuestas que analizará el Consejo, figura solicitar a Estados Unidos que reduzca la cuota de emigrantes cubanos legales por cada preso político en las cárceles de la Isla con el propósito, señala la iniciativa, de "sensibilizar" al gobierno de Cuba para que promulgue una amnistía.

Asimismo, estudiarán la posibilidad de establecer mecanismos de diálogo para promover la visita a Cuba del Papa Benedicto XVI.