Actualizado: 15/11/2019 19:53
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

GIRSC

Sindicalistas independientes denuncian abusos contra trabajadores cubanos enviados a Curazao

Según el GIRSC, más de cien cubanos laboran en esa isla con sueldos de 3,5 centavos la hora y 16 dólares mensuales, en jornadas de 16 horas diarias.

Enviar Imprimir

El Grupo Internacional por la Responsabilidad Social Corporativa en Cuba (GIRSC) denunció "las condiciones infrahumanas" y la "situación de esclavitud" que sufren trabajadores cubanos enviados por La Habana a astilleros en Curazao.

"El gobierno cubano, que ha refrendado importantes convenios suscritos con la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y que sistemáticamente incumple muchos de los refrendados como así ha sido denunciado por la propia OIT, envía regularmente a trabajadores cubanos contra su voluntad a desempeñar labores en dichos astilleros bajo amenaza de encarcelamiento si se niegan a ello", dijo el GIRSC en un comunicado.

Tres trabajadores cubanos, Alberto Justo Rodríguez, Fernando Alonso Hernández y Luis Alberto Casanova, quienes consiguieron huir entre 2004 y 2005, han presentado una demanda ante tribunales federales de Miami contra la Curacao Drydock Company, a la que acusan de haberlos utilizado prácticamente como esclavos en complicidad con el gobierno cubano. El juez James Lawrence King llevará el caso.

Según el GIRSC, "más de cien trabajadores transferidos de los propios astilleros cubanos laboran en Curacao Drydock Co., recibiendo sueldos de 3,5 centavos la hora y 16 dólares mensuales, en jornadas de 16 horas diarias y 112 semanales y bajo condiciones de extrema peligrosidad e insalubridad, temperaturas asfixiantes y sin medio alguno de protección, tal como consta en la demanda presentada".

A su llegada a la isla de Curazao, a los cubanos "les son requisados los pasaportes. Durante el tiempo libre los trabajadores son obligados a ver videos de discursos de (Fidel) Castro, marchas y los debates de la Mesa Redonda, programa televisivo cubano en el que el dictador es entrevistado durante horas por diversos periodistas", dijo la organización en su nota.

"Entre los supervisores de los trabajadores, se encuentra un sobrino de Fidel Castro", agregó.

Curazao es una isla holandesa autogobernada ubicada en las Antillas Menores, frente a la costa de Venezuela.

El GIRSCC denunció en su comunicado "la extrema indefensión a la que están sometidos los trabajadores cubanos, privados de sindicatos libres e independientes que puedan defender sus intereses o hacerse siquiera eco de sus demandas".

Este tipo de hechos "chocan de pleno con los principios del Pacto Global de la ONU y con la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que condena el trabajo forzoso y el sometimiento a condiciones laborales como las sufridas por estos trabajadores", recordó.

"El gobierno cubano, que ha recibido reiterados llamamientos y denuncias de organizaciones como la OIT y la CIOSL (Confederación Internacional de Organizaciones Sindicales Libres), a cuyos inspectores tiene negada la entrada en la Isla, es el máximo responsable de situaciones como las descritas que mantienen en condiciones de esclavitud a sus propios trabajadores", advirtió el GIRSC y exigió "una plena investigación de los hechos denunciados y la depuración de las responsabilidades".