Actualizado: 18/10/2019 17:37
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Economía, Cambios, Chepe

Un notable economista cubano

El examen que realizó Oscar Espinosa Chepe sobre las reformas de Raúl Castro sigue teniendo completa validez y relevancia casi tres años después de publicado

Comentarios Enviar Imprimir

Oscar Espinosa Chepe fue un ejemplar y preclaro economista independiente. Analizó en forma incansable con claros artículos semanales la situación, problemas y perspectivas de la economía cubana. Sus artículos cubrieron una amplia diversidad de aspectos de la realidad socioeconómica nacional examinando críticamente y poniendo en la debida perspectiva la información oficial y de los organismos internacionales. Sus escritos se basaron en un objetivo y riguroso análisis y en su profundo conocimiento de la realidad e historia nacional, que los distinguían por su particular relevancia y realismo. Chepe tuvo el pragmatismo de trascender los análisis críticos y presentó propuestas fundamentales que pudieran tener un efecto significativo para enfrentar los problemas que estudiaba.

Los economistas suelen señalar que algunos problemas y situaciones están sujetos a histéresis, o sea que no se pueden revertir fácilmente porque requieren también deshacer los problemas que desarrollaron al crearlos. Por ello, los artículos de Chepe dejan un valioso legado para atender dichos problemas por la descripción de los acontecimientos, políticas y el entorno que los crearon.

Desde el año 2000 las sesiones inaugurales de las reuniones anuales de la Asociación para el Estudio de la Economía Cubana (ASCE por sus siglas en inglés) contaron con sus interesantes y oportunas ponencias. Ellas revisaban en detalle los principales acontecimientos recientes de la economía nacional y daban una relevante y útil referencia para los debates posteriores.

Su completo examen de las reformas de Raúl Castro en una serie de 28 artículos, inmediatamente que se presentaron los lineamientos en 2010, siguen teniendo completa validez y relevancia casi tres años después.[1] Lo comprueba la reciente entrevista de Trabajadores hecha al economista Ricardo Torres de la Universidad de la Habana cuya respuestas más inusuales y heterodoxas, concuerdan con lo que había planteado Chepe.[2]

A continuación un sumario de lo que señaló Chepe en 2010-2011.

Los cambios son limitados, parciales e insuficientes, no solucionarán la crisis socioeconómica existente. Eluden medidas indispensables mientras proponen unas pocas, insuficientes, llenas de limitaciones y prohibiciones. Los cambios macroeconómicos y sectoriales propuestos son enunciativos, generalidades. Se basan en análisis distorsionados y, por consecuencia, proponen decisiones equivocadas.

El sistema socioeconómico vigente no ha funcionado, es irreparable y es mal gestionado. El régimen político totalitario carece de libertades civiles fundamentales. La sociedad está estatizada y burocratizada, llena de distorsiones y carece de racionalidad económica. No reconoce la propiedad privada y subraya la política de no permitir el crecimiento de la actividad individual. Solo se permiten arbolitos bonsái. Ni siquiera se han modificado los artículos de la Constitución Política (i.e. el 21 y el 45) que se contraponen a lo propuesto.

Chepe previó problemas para el crecimiento de la llegada de turistas a Cuba debido a la tasa de cambio no competitiva, que se ha materializado en 2013. En la expansión de la agricultura privada destacó que sufre con frecuentes largas demoras en los pagos y las tradicionales deficiencias en la gestión de las empresas acopiadoras, a pesar de que (al cierre de 2007) con solo el 18 % de la superficie agrícola total genera más del 60 % de la producción agrícola nacional, así como tiene el más bajo por ciento de tierras ociosas.

Los cambios propuestos no contemplan la participación de la comunidad cubana en el exterior en la reconstrucción nacional que podría ser un puente para mejorar las relaciones con EEUU, los dos con enormes beneficios para nuestra economía.

Cuba posee significativas reservas productivas inexplotadas y un pueblo que debidamente estimulado, con libertad para crear, podría sacar a la nación de la crisis. Establecer un círculo virtuoso propiciador de desarrollo.



Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.