Actualizado: 13/07/2020 12:18
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Religión

Monseñor Siro considera que el cierre de 'Vitral' podría ser transitorio

El obispo emérito de Pinar del Río y fundador de la revista afirma que él hacía 'lo posible y lo imposible' para su publicación.

Enviar Imprimir

José Siro González Bacallao, obispo emérito de Pinar del Río, dijo este jueves que "el mundo ha entendido mal" la decisión del Consejo de Redacción de la revista Vitral de suspender la publicación de la misma y calificó de "tergiversación" cualquier intento de atribuirle otras causas.

En entrevista con Encuentro en la Red desde Mantua, sitio donde vive desde su jubilación, monseñor Siro dijo que "no hay tal cierre, pero sí muchas dificultades con los insumos, el papel, la tinta y muchas cosas".

González Bacallao pasó a retiro en diciembre pasado, cuando el papa Benedicto XVI aceptó su renuncia por límite de edad. El nuevo obispo pinareño, monseñor Jorge Serpa, asumió el ministerio episcopal durante los días 13 y 14 de enero, en sendas ceremonias en las catedrales de La Habana y Pinar del Río.

El obispo emérito fundó Vitral en 1993 para colaborar en la formación cívica y religiosa de los ciudadanos, "que estaba muy deteriorada".

" Vitral es como mi hija (…) El nuevo obispo no siente la causa como yo, que hacía todo lo posible y lo imposible. Él no. Es nuevo. No lo estima así. Él me ha dicho que cuando haya papel… Eso es lo que él me ha dicho. Yo lo he entendido así. Otra cosa sería tergiversar las cuestiones", explicó Siro.

El prelado consideró que los problemas materiales son ahora "mayores" que durante su mandato y rechazó la idea de que la suspensión de Vitral forme parte de una política diseñada por la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba (COCC).

"No creo eso. Todos los obispos, los sacerdotes y toda Cuba sabe que Vitral es una revista muy interesada por el problema social, como quiere la Doctrina Social de la Iglesia. Esa ha sido siempre su proyección. Vitral es algo que interesa a la gente de altura, a la gente media, a los pobres", señaló.

González Bacallao explicó que, por ejemplo, en Matanzas, estuvieron mucho tiempo sin su revista, por dificultades para conseguir papel.

"A veces el papel que se consigue sólo es para la catequesis y los programas internos de la Iglesia. Ese es el problema. Hay mucha gente a quien le gusta tergiversar las cosas de la Iglesia de Cuba. No hay otra cosa", dijo categórico.

El obispo emérito también negó que la suspensión de Vitral vaya a dejar en indefensión a su principal artífice ejecutivo, Dagoberto Valdés Hernández. "No creo. Quizás ahora esté mejor, porque si no tiene la responsabilidad de la revista, tiene menos problemas. Además, Dagoberto es un modelo de laico en la Iglesia. Por tanto, la Iglesia, la Conferencia, el nuncio, lo estiman mucho. Han mostrado siempre preocupación por él".

Sobre el futuro del Centro de Formación Cívica y Religiosa de Pinar del Río, dijo que "se mantiene", aunque "quizás con otra forma". Siro atribuyó los cambios a los estilos de dirección de cada uno: "Cuando viene otra persona, siempre cree que este mueble, este piano que está en la esquina, debe estar un poco más para acá. Eso es muy humano".

Encuentro en la Red publicará este viernes 13 de abril un amplio reportaje sobre el contexto y las condiciones en que se produjo el anuncio del cierre de Vitral