• Registrarse
  • Iniciar sesión

Los peloteros cubanos escapan por doquier

6 Comentarios Enviar Print

 

Los peloteros cubanos escapan por doquier

Las fugas de peloteros cubanos están ocurriendo regularmente desde julio de 1991, pero lo que estamos viendo en los últimos meses es algo diferente. La cantidad de peloteros que está abandonado la isla de Cuba en estos últimos tiempos es llamativa, se van de todas las provincias, de cualquier edad y hacia cualquier lugar.

Los últimos que escaparon fueron el lanzador derecho de Industriales Rodolfo Fernández y el receptor de Metropolitanos William Castellanos, según reportó el sitio especializado en www.terrenodepelota.com

Unas semanas atrás también salieron de la isla Juan Carlos Linares, Yaniel Cabezas, Yoannis Negrín, Adalberto Ibarra y Ricardo Estévez.

El ejemplo que están dando los que han escapado antes es muy importante y le puede abrir los ojos a más de uno en nuestro país.

Si analizamos lo que ha pasado, vemos que cuando se ha marchado el primero de provincias como Villa Clara, Pinar del Río, Holguín o Santiago de Cuba después han comenzado a irse otros jugadores de esos lugares, a veces en grupos.

En un final, todos estos peloteros son amigos y han estado jugando juntos por determinado tiempo y algunos se mantienen en comunicación. En muchos casos los que quedan allá están bien informados de los buenos contratos que los que se han ido han logrado.

El mensaje es claro: Si quieren ser libres y jugar donde deseen y sus capacidades le permitan, tienen que salir del país. No hay otra opción.

El éxodo de los peloteros cubanos suma en los once meses del año a otros jugadores, varios de ellos importantes; Aroldis Chapman, Leslie Anderson, Yuniesky Maya, Yasser Serrano, Yadel Mujica, Maikel Torres, Reinier Roll, Deinys Suárez, los santiagueros José Julio Ruiz, Adeinis Echavarría, Reinier Roibal, Ronnier Mustelier y Henry Abad.

Un poco más atrás salieron; Dayan Viciedo, José Iglesias, Noel Arguelles, Raydel Sánchez, Yadel Martí y Yasser Gómez.

El escapar de la isla no es nada nuevo pero se está convirtiendo en algo masivo en este deporte.

La actual Serie Nacional que comenzó hace poco más de un mes tiene la ausencia de varias figuras importantes y equipos con nombres diferentes en sus alineaciones debido a estas fugas constantes.

No solo se han ido lanzadores de la talla de Chapman o Maya que eran dos de los abridores del equipo Cuba en el pasado Clásico Mundial que se jugó hace solo 9 meses, o bateadores como Anderson o José Julio, también ya no están peloteros de equipos de provincias que aunque no hayan integrado el equipo Cuba ocupaban un puesto en el roster de sus equipos y ahora esas novenas deben cubrir esa posición con algún jugador que debe tener menos experiencia y calidad.

La pelota cubana no está preparada para encontrar reemplazos tan rápido. Como sabemos, la Serie Nacional no puede contar con refuerzos extranjeros como otras ligas del Caribe y tampoco pueden jugar ninguno de los nacionales que juegan en la pelota profesional norteamericana. Todo esto hace que estas fugas pesen mas a la hora de medir la calidad de ese campeonato.



Juego de softball entre amigos

10 Comentarios Enviar Print

 

AVISO: Terreno de Pelota y Palmar de Junco organizan juego de softball en MIAMI

Amigas y amigos:

Los sitios de béisbol Terreno de Pelota y Palmar de Junco tienen el agrado de invitarlos a participar gratis en el juego de softball al suave que realizaremos el domingo 20 de diciembre en el terreno # 4 del Tropical Park, que se encuentra en el 7900 SW 40 Street (Bird Road) en la ciudad de Miami. El juego comenzará a la dos de la tarde.

El equipo de TP estará dirigido por su director Uziel Gómez, -quien estará de visita en Miami-, y el de Palmar de Junco por su director Fernando Vilá.

Habrá sorpresas y regalos (traídos de Chile) para los ganadores del premio Cy Young TP-PDJ al mejor lanzador, y el MVP TP-PDJ al mejor bateador, entre otros premios.

La idea es compartir con la comunidad de amigos de ambos sitios peloteros.

Los que quieran participar, se inscriben aquí mismo, dejando un comentario. Sólo deben poner su nombre, teléfono y posición a la defensa que les gustaría jugar.

También necesitamos árbitros, coachs, masajistas, cargabates y un anotador oficial.

Todas las incidencias del juego serán publicados en TP y en Palmar de Junco.



Llega a Miami el mejor árbitro del béisbol cubano

3 Comentarios Enviar Print

Llega a Miami el mejor árbitro del béisbol cubano

Nuevo Herald

 

Por Marino Martínez

A Nelson Díaz trataron de ponerlo out en la vida, de decretar su expulsión de los sueños, pero al final él mismo decidió ponerse fuera de un juego que ya no le interesaba para nada.

Reconocido como el mejor árbitro de las Series Nacionales y uno de los tres grandes en la historia de la pelota cubana, Díaz se encuentra en Miami después de un retiro forzado por las decisiones de dirigentes que han arruinado el béisbol de un país que fue durante más de 100 años la segunda potencia del mundo. Y ahora, no es ni la quinta.

Llegó el pasado domingo junto a su esposa Maritza Ladrón de Guevara y sus hijas Islén y Yaritza, y ya vive tranquilamente junto a su familia.

"Mi primer día lo dediqué para depositar flores en la tumba de mi madre que murió en esta ciudad sin poder verla’’.

En su carrera de 26 años, Nelson sumó méritos a base de disciplina, estudio, entrega, respeto, valor y amor a la más difícil de las profesiones en los deportes.

En 1994 fue elegido el mejor árbitro del mundo, fue 16 veces el más destacado en Series Nacionales y en cinco el mejor en cualquier deporte. ¿Y qué le pasó a un hombre de esas credenciales para que se retirara y abandonara su país?

"Fui seleccionado por la Federación Internacional para actuar en Japón en el Segundo Clásico. Días antes, el director del béisbol, Higinio Vélez, y el vicepresidente del Instituto Nacional de Deportes, Angel Iglesias, me informaron que no podía viajar por no ser confiable'', indicó. "Decidí retirarme y abandonar mi patria''.

Antes de dedicarse al arbitraje, el fornido rubio del pueblo de Güira de Melena fue un excelente receptor que representó a Cuba en el Campeonato Mundial Juvenil en Venezuela, en 1972. También jugó en una Serie Nacional.

Su paso de jugador a juez llegó por una obra que al parecer Dios tenía destinado para él.

"Una tarde dominical jugando para Güira en el Torneo Provincial ante San Antonio de los Baños, pegué un batazo con un hombre en segunda que iba a resultar decisivo y el árbitro Enrique Rodríguez decretó foul llevando a una protesta y a una agresión de varios fanáticos que motivó mi propia intervención. Luego de ese difícil momento, me dediqué al arbitraje. Y créame, si vuelvo a nacer sería un árbitro'’.

Díaz impartió justicia en siete Campeonatos Mundiales Juveniles antes de pasar en 1993 a los torneos grandes, donde actuó en tres Juegos Olímpicos, 10 Copas Mundiales, seis Panamericanos, dos Centroamericanos, 10 Copas Intercontinentales, además de ser el juez principal en los dos partidos entre Cuba y los Orioles, en La Habana y en Baltimore.

En el segundo desafío en el Estadio Camden Yards, donde Cuba ganó 12-6, se produjo un incidente en el quinto inning cuando cinco exiliados cubanos salieron al terreno a protestar con pancartas que decían "Libertad’’ y "40 años es demasiado’’.

Los cuatro primeros hombres fueron arrestados, pero el quinto fue interceptado por el árbitro de segunda el cubano Luis César Valdés, que en una actitud indecorosa lo tiró al suelo. En ese momento, Nelson Díaz salió corriendo y ubicándose en el centro del problema separó a todos los involucrados y estableció el orden.

La actitud de imparcialidad de Nelson al parecer no fue del agrado de las autoridades deportivas cubanas y al siguiente año no le permitieron viajar a las Olimpiadas de Sidney, y en su lugar designaron al propio Valdés como premio por su comportamiento abusivo.

Actuó en el Primer Clásico Mundial en el 2006 en Arizona en el Grupo donde jugaron México, Canadá, Sudáfrica y Estados Unidos.

Sobre la diferencia entre el pitcheo de Grandes Ligas y el de Cuba, explicó: "La ausencia de pensamiento táctico de los serpentineros antillanos. Los lanzadores de Grandes Ligas estudian su trabajo y los cubanos de la actualidad carecen de ese elemento importante''.

Sus dos recuerdos más hermosos fueron los tres partidos detrás del plato por la discusión de las medallas de bronce en Juegos Olímpicos, y el segundo juego frente a los Orioles donde fue elegido por los americanos para ser el árbitro principal.

En los últimos eventos se ha visto la presencia en el banco de Cuba de Antonio Castro, como médico.

"Este hombre se mete en todo y esto presiona a los jugadores y al mánager’’. No es un experto, está ahí por ser el hijo de Fidel Castro’’, asegura Nelson. "La calidad ha bajado casi al 50 por ciento y entre las razones se incluyen escasez de implementos deportivos, falta de fogueo, ausencia de las técnicas más avanzadas, no hay estímulos al tener los atletas las peores condiciones económicas del mundo y las deserciones’’.

"El problema parte desde la etapa de base y la fase provincial donde en muchas ocasiones se juegan los partidos con tres pelotas y cuando se acaban se suspenden los juegos'', agregó. "Cuba tiene un atraso de 40 años''.

Luego de una sequía de títulos muchos creen que se deben tomar medidas para que el béisbol regrese al nivel de otras épocas.

"Bajo el actual sistema no veo solución, pues los reveses y los problemas se le ponen justificaciones que no guardan relación con la realidad'’.

Sobre su nueva vida, responde. "Estoy al lado de mis seres queridos y tengo buenos amigos en esta ciudad. ¿Qué más puedo pedir''?

Ahora Nelson pasará al olvido en los medios de comunicación de la isla de la misma forma que lo han hecho con centenares de peloteros, periodistas, entrenadores, mánagers y árbitros que son glorias del deporte cubano. Pero lo que jamás podrán borrar de los corazones de millones de fanáticos que lo vieron actuar, es la imagen íntegra de este magistrado del deporte de las bolas y los strikes.

Cuando se escriba la real historia de nuestro béisbol, el nombre de Nelson Díaz Blanco será ubicado en el lugar donde merece estar por derecho propio: entre los tres grandes árbitros de todos los tiempos de Cuba y uno de los mejores en cualquier pelota del mundo.



Descansa en paz Luis Alberto Acosta

2 Comentarios Enviar Print

Descansa en paz Luis Alberto Acosta

El pasado sábado me impactó la noticia del fallecimiento del periodista Luis Alberto Acosta. Tuve la oportunidad de conocerlo en la presentación de su libro “Confesiones más allá del dugout”. Mas tarde coincidimos en varios eventos y siempre fue claro para mí que Luis Alberto era un hombre recto, con honor y sincero. El decía lo que pensaba sin tapujos. Muchas veces hablamos por teléfono sobre béisbol, Cuba y otros temas. Acosta tenía muchos conocimientos. Para mi siempre fue un placer hablar con el.

En una entrevista con José Luis Nápoles

Este hombre fue un periodista de pies a cabeza. Trabajó por casi 30 años en los medios de comunicación en Cuba, en radio y televisión, principalmente en Santa Clara donde hizo historia y gala de gran profesionalismo.

No fue un adepto del régimen lo cual le trajo muchos problemas con las autoridades de la isla. Por sus críticos comentarios fue sacado de la radio y más tarde de la televisión.

Se destacó en el programa de televisión llamado “Tope y otros más” y en la radio fue la columna vertebral de la revista deportiva “La Explosión de las Doce", la cual alcanzó muchos premios y reconocimientos. Allí comenzó la carrera su colega José Luis Nápoles quien actualmente es el presentador de deportes de Univisión, Canal 23.

Portada del libro "Confesiones más allá del dogout"

Al respecto Nápoles opinó "Fue mucho mas que mi maestro, prácticamente me tomó de la mano al llegar a la radio. Me daba clases los sábados, pero de lunes a sábado era mi colega. Tuve el privilegio de recibir sus enseñanzas en la teoría y la práctica. Me exigía y en cada uno de sus señalamientos siempre tenía la razón. Observándolo me superé mucho, convencido de que estaba ante un profesional y un ser humano excepcional".

Luis Alberto fue uno de los mejores narradores de los Juegos Deportivos Panamericanos efectuados en la Habana en 1991, pero fue dejado en casa para los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. El hombre no era confiable para los dirigentes cubanos.

Por sus amplios conocimientos podía ser periodista de varios temas, aunque su pasión por los deportes lo hizo especializarse en la actividad del músculo.

“Luis era la esencia del periodismo. Con un estilo peculiar y un vocabulario impecable. La objetividad, preparación y agudeza profesional son características que lo definían, mas allá de sus habilidades para la narración y el análisis. Fue excelente en la radio, la televisión y la prensa plana. Sus entrevistas eran únicas, demostrando en cada caso su conocimiento del tema en cuestión”, continúo diciendo Nápoles.

En el 2001 llegó a Miami donde publicó un libro de poemas eróticos y mas adelante "Confesiones más allá del dugout" donde recogió el testimonio de varios jugadores cubanos que escaparon de la isla. Este es un libro de mucho valor para el que se interese en el béisbol cubano y lo que han pasado los que han tomado el camino de la libertad.

A pesar de llevar tantos años en los medios de prensa y en contacto con figuras estelares del deporte nunca perdió su humildad, ni abandonó su calidad humana.

“Luis Acosta es inolvidable para mi y muchos más. Hoy mucha gente está impactada con la noticia.” Expresó Nápoles y añadió "Juntos narramos algunos partidos de béisbol y baloncesto, pero me quedó pendiente el sueño de compartir una temporada entera con el".

Le sobreviven su inseparable e incondicional esposa Teresita de Paz, quien estuvo en cada etapa de su vida, sus dos hijas Aymee y Leydis y 3 nietas.

Su familia ofrecerá una misa en su nombre el próximo sábado 28 a las 2 de la tarde en la Iglesia St Timothy, ubicada en la esquina de la avenida 102 del SW y la calle 56.

Nació en la Ciudad de Guayos, en el centro del país. La muerte le llegó de forma sorpresiva a los 63 años a través de un aneurisma cerebral.

Descansa en paz Luis Alberto, un buen amigo, gran periodista, y un cubano que llevaba a su tierra en el corazón.



Germán Mesa: brutal caída de un ídolo

41 Comentarios Enviar Print

La brutal caída de un ídolo

Especial para El Nuevo Herald

Germán Mesa fue uno de mis ídolos de aquellos años finales de la década de los 80 y principio de los 90 cuando yo respiraba azul y seguía día a día al equipo Industriales.

Fueron años donde la magia que Mesa regaba alrededor de la segunda almohadilla junto con Juan Padilla era de otra pelota, no de aquella. Las jugadas que hacían esos dos virtuosos del guante levantaban a más de uno de los asientos.

No quiero hablar de su indiscutible destreza en la posición número seis, sus relampagueantes movimientos ni de su habilidad en el terreno de juego.

Me concentraré en las declaraciones de Juan Ignacio Hernández Nodar sobre el short stop habanero a su llegada al Aeropuerto de Miami después de pasar 13 años en las cárceles cubanas.

Según Hernández Nodar, en su juicio de 1996 por tratar de ayudar a escapar a peloteros cubanos, el único que testimonió en contra de él, fue Germán Mesa.

Siempre existió la duda que trabajaba para la seguridad cubana, puesto que después de ser suspendido por su supuesta intención de marcharse del país, fue aceptado nuevamente en el béisbol activo, y llegó a integrar el equipo Cuba, algo que allí, no es normal.

Podemos recordar a muchos que no tuvieron la misma suerte; Pedro José Rodríguez, Armando Capiró, Orlando Hernández, Jorge Luis Toca, Kendry Morales, por solo mencionar a algunos que fueron apartados definitivamente de la pelota cubana, sin derecho a regresar.

¿Por qué con estos hombres el régimen cubano se ensañó y los vetó de por vida para jugar béisbol por intento de salida del país, por tener dólares en su posesión o simplemente por ninguna causa específica, y con Germán Mesa actuaron diferente?

Podemos recordar que Germán Mesa junto al ex lanzador Julio Romero trató de golpear a exiliados cubanos en Puerto Rico en el primer Clásico Mundial en 2006, esos exiliados solo pedían básicamente lo mismo para la Isla que Mesa no tiene: libertad.

Está claro que Hernández Nodar hubiera estado preso de todas maneras pues ya sabemos como el gobierno de Cuba actúa, pero bajo ningún concepto el ex torpedero debió declarar en contra de él.

Cuando se acabe la dictadura, cuando pasen los años, los amantes del béisbol recordarán sus movimientos acrobáticos en el terreno pero también este tipo de incidentes.

Es un pecado delatar a otro ser humano y más cuando eso significa mandar a alguien a la cárcel. El tiempo dirá y juzgará este tipo de acciones cobardes.



Buscar en este blog

Sobre este blog

Béisbol cubano, cubanos en las Grandes Ligas y ligas profesionales.

Sindicación

Agregador para sindicación en XML

Autor: Fernando Vilá

Fernando Vilá Chao

Escritor, Director Ejecutivo de Pasión Magazine. Escribe desde Miami,FL
palmardejunco@gmail.com

 

Archivo

Calendario

domlunmarmiéjueviesáb
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031