Actualizado: 27/02/2020 17:35
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Exilio, Castro, Oposición

Efemérides de la Contrarrevolución Cubana

Si los grupos anti-castristas del exilio no tienen ya tanta capacidad movilizadora, ¿cómo debemos interpretarlo?: ¿una buena o mala noticia?

Comentarios Enviar Imprimir

El sábado 12 de diciembre de 1964, la prensa estadounidense se explayaba con el bazucazo que habían disparado desde Queens, al filo del mediodía del viernes, contra la sede de Naciones Unidas. El proyectil cayó en East River y levantó una columna de agua de casi 5 metros a unos 185 del edificio. En ese momento, Ernesto “Che” Guevara largaba una monserga contra USA ante la Asamblea General de la ONU. Pedro Peña Góngora, secretario general del grupo anticastrista La Rosa Blanca, lamentó que el proyectil no hubiera dado en el blanco argentino y comunista. La explosión se oyó claramente en el local de la asamblea, pero el Che continuó su discurso como si nada y declararía que aquello dio más sabor a la cosa.

Cinco cositas al tiro

Ante la sede piqueteaba un grupo de exiliados cubanos. La situación había tomado matiz de guerra psicológica con el aviso anónimo por teléfono a la policía, a eso de las 10:30 a.m., de una bomba colocada frente al edificio. A la advertencia de que nadie anduviera por allí entre 11:30 y 12:30 p.m. siguió la consigna de ¡Viva Cuba!

Poco antes del bazucazo, una cubanita con pantalones y chaqueta de cuero sintético negro se apartó del piquete y salió corriendo con una navaja en la mano hacia la entrada del edificio. Dos policías se enredaron con ella y la cosa paró en la estación de la Calle 51 Este. Aquí se identificó primero como Gladys Pérez y después como Molly González. Aclaró que la navaja era para matar al Che, quien comentaría que era mejor morir del navajazo de una mujer que de los tiros de un hombre. Como es sabido, Che moriría del peor modo. González dejó sin aclarar por qué llevaba también una bolsa de papel con una botella de detergente y 500 tachuelas.

Poco después de este incidente, los exiliados Enrique Castro y Medardo Rodríguez bajaron la bandera de la Unión Soviética de su mástil frente a la sede de la ONU, mientras Carlos Valdés se encargaba de bloquear el tráfico. Los tres fueron conducidos a la misma estación de policía en que había parado Molly “Navaja”. Aunque fueron encausados por conducta desordenada, la agencia TASS fue autorizada a desinformar que habían llevado a cabo una provocación en connivencia de la policía. De todos modos, los piqueteros frente a la ONU quemaron una bandera soviética sacada de no se sabe dónde.

Bazucazo artesanal

La bazuca disparada contra el Che era un lanzacohetes antitanque portátil calibre 3,5 pulgadas (90 mm) del ejército americano. El tubo de unos tres pies (casi un metro) fue pintado de negro encima del verde olivo original y quedó sujeto por cuerdas a una caja con contrapeso. Se acoplaron un mecanismo de relojería para disparar en momento predeterminado y una mira que William Reilly, primer detective en llegar al emplazamiento, comprobó que apuntaba hacia la mole de 38 pisos de Naciones Unidas. Se estimó que el proyectil pesaba 8 libras, tenía 19 pulgadas de largo y contenía casi 2 libras del explosivo denominado Comp B.

Por el bazucazo serían acusados, junto con Julio Carlos Pérez, los militantes del Movimiento Nacionalista Cubano (MNC) Ignacio y Guillermo Novo, quienes sonarían más todavía en 1976 con el bombazo a Orlando Letelier. Felipe Rivero, líder del MNC, sostenía una tercera vía [1] para la nación cubana sobre la base de que había salido de un imperialismo [yanqui] para caer en otro [soviético]. Por eso los uniformes del MNC eran grises: tenían que diferenciarse del caqui de Batista y del verde olivo de Castro.

Tángana corrida

Los piqueteros frente a la ONU alzaban pancartas que decían desde “Guevara, ¡Fuera de Cuba!” hasta “USA, invadan Cuba ahora”. Vinieron a dispersarse hacia las 7:30 p.m., tras informar la policía que el Che se había marchado por una salida lateral. No obstante, ocho exiliados se aparecieron en la misión diplomática cubana [6 Este 67 Calle] con otra pancarta, que mostraba un extintor de incendios y el letrero: “Vamos a exterminar a Guevara por lo que dijo hoy en la ONU”. Al llegar el Che en limosina le gritaron “¡Asesino!” y entonaron el himno nacional luego de penetrar aquel en el recinto diplomático.

Coda

A la vuelta de una década, el MNC movilizaba todavía a exiliados en Union City para marchar contra Castro. Sus pancartas indicaban la tercera posición con el número 3 y sugerían que al castrismo lo partiría un rayo [Foto]. Los grupos anti-castristas del exilio no tienen ya tanta capacidad movilizadora. Mucho menos los grupos homólogos del insilio, a pesar de que sus aguerridos líderes incursionan por avión y hasta se quedan en USA. La cosa, ¿perdió sabor?

Nota

[1] En el programa “Ante la Prensa” (CMQ-TV, Canal 6, 10:30 p.m.) del jueves 21 de mayo de 1959, Castro había delineado una tercera vía para su revolución: “El tremendo problema del mundo es que lo han puesto a escoger entre el capitalismo, que mata de hambre a los pueblos, y el comunismo, que resuelve los problemas económicos, pero que suprime las libertades (…) Esta revolución, con su tesis humanista y de justicia social, va a resolver los problemas de Cuba, pero con sus métodos propios”. Todo el mundo sabe qué pasó y pasa, pero los tanques y tanquetas dizque pensantes del anticastrismo tardío insisten en describirlo a gusto.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.