Actualizado: 16/08/2019 16:52
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

electricidad

El gobierno llama a detener el robo en las torres eléctricas de alta tensión

Enviar Imprimir

AFP/ La Habana. El diario oficialista Granma exigió este lunes detener el robo de piezas de acero galvanizado que forman parte de las torres de alta tensión eléctrica, así como de cables conductores, pues —afirmó— ocasionan afectaciones en el servicio y dejan cuantiosas pérdidas económicas.

"Hay que frenar el robo de angulares en las redes eléctricas de alta tensión. Precisa contrarrestar también la sustracción de conductores. Sufre el país importantes daños económicos y sociales", señaló el órgano oficial del Partido Comunista de Cuba en un extenso artículo titulado "Canibaleo en las torres".

El diario añadió que "medidas técnicas, administrativas y legales aplicadas hasta el momento no han frenado el bandidaje, pero es preciso ponerle coto".

Según datos de la Unión Eléctrica (UNE), en 2004 fueron robados de las torres 1.648 angulares en la red de 220 voltios y 545 en la de 110 voltios. Al año siguiente las cifras fueron 532 y 544, respectivamente, mientras que en el pasado 2006 fueron de 267 y 1.827, siguiendo el mismo orden.

La disminución se debe a medidas, aún insuficientes, que tomó la UNE, como sustituir los tornillos por soldadura en los primeros seis metros de altura de la torre.

"No obstante, algunos vándalos parecen estar dispuestos a correr todo tipo de "aventuras". Ahora se arriesgan a escalar para sustraer los angulares colocados por encima de los seis metros de altura, pues a partir de ahí las piezas no están soldadas", dijo Granma.

También se registra robo de cables, aunque en la mayoría de los casos la sustracción se realiza cuando estos caen por alguna razón y no tienen energía en esos momentos.

Durante 2004 fueron robados 34,4 kilómetros de cables conductores; en 2005, unos 24, y el año pasado la cantidad ascendió a 36, precisó el diario.

"Compete a los revolucionarios enfrentar con valentía a los delincuentes, mediante la vigilancia y la denuncia oportuna de las presuntas ilegalidades", dijo Granma.