cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

huracán Rita

El huracán Rita afectó a ocho provincias

Rita habría dejado 34 derrumbes parciales en La Habana.

Enviar Imprimir

Cuba se recupera de los coletazos del huracán Rita, que afectó a la red eléctrica y causó lluvias y fuertes marejadas que inundaron varios poblados de la costa sur del centro del país, informó EFE.

Rita, que el miércoles alcanzó la categoría 5, la máxima intensidad en la escala Saffir-Simpson, recorrió más de 1.700 kilómetros de las costas atlánticas de Cuba y afectó a ocho provincias de la Isla, según los últimos datos oficiales.

El huracán avanza ahora hacia Texas, Estados Unidos, por el Golfo de México.

Casi dos días después del paso de Rita con categoría 1 frente a las costas cubanas, decenas de miles de personas continúan evacuadas, más de 400.000 siguen sin luz en La Habana y miles tienen problemas con el suministro de gas.

Las intensas lluvias y las marejadas continuaron azotando las provincias del centro y occidente de Cuba durante el miércoles.

El coronel José Betancourt Labastida, jefe del Departamento de Protección del Estado Mayor de la Defensa Civil, confirmó que el huracán no causó muertes en la Isla.

El oficial cubano dijo que el número de evacuados ascendió a 267.000, incluyendo a turistas que se encontraban en instalaciones de zonas costeras.

Además, dijo, la efectividad de las medidas de emergencia adoptadas en las zonas en riesgo permitió "reducir al mínimo las perdidas económicas".

No obstante, reconoció que se han producido daños importantes en la red eléctrica nacional, que debe restablecer la normalidad en los próximos días.

En La Habana aún continúan evacuadas cerca de 17.000 personas, se agilizan los trabajos de recogida de escombros y árboles derrumbados por los vientos y se trabaja en la limpieza de las zonas inundadas.

El municipio habanero Plaza, uno de los más dañados por el paso del ciclón, recibió en un solo día la misma cantidad de lluvia que en un año, según José Rubiera, jefe del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología.

Rubiera, señaló que la ciudad fue azotada por un "volumen inusitado" de agua.

El huracán provocó 34 derrumbes parciales en la capital, principalmente cubiertas de viviendas y centros socio económicos, y dañó más de un millar de árboles.

Mientras La Habana recupera progresivamente la normalidad, las zonas bajas del sur continúan sufriendo las consecuencias del paso del ciclón.

Poblados costeros de la provincia Habana, como Guanímar, a unos 70 kilómetros al suroeste de la capital, siguen evacuados y anegados.

Guanímar parecía el miércoles una ciudad desierta y puede mantenerse así durante unos días, mientras baja el nivel del agua que ha penetrado hasta 100 metros en el interior de esa pequeña localidad.

Los 366 vecinos del poblado están acostumbrados a las evacuaciones porque esta es la tercera vez que abandonan sus hogares en menos de dos meses.

Guanímar fue desalojada también por del paso de Dennis, que en julio azotó 11 provincias cubanas, dejó 16 muertos y daños superiores a los 1.400 millones de dólares; y por Katrina, el devastador huracán que arrasó Nueva Orleans, Estados Unidos, a finales de agosto.

Rita ha traído a la memoria de muchos el golpe de Charley, que el año pasado destruyó 62 viviendas de la comunidad, que actualmente se construyen en otro lugar del municipio.