Actualizado: 16/05/2022 14:14
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

tabaco

Tabacaleros prevén sembrar 35.000 hectáreas para la cosecha de 2006

En 2005, la reducción de áreas cultivadas provocó una baja en la producción, fundamentalmente de las hojas destinadas a la cigarrería.

Enviar Imprimir

AFP/ La Habana. Cuba sembrará unas 35.000 hectáreas de tabaco para la cosecha de 2006, unas 8.000 por encima de lo que estaba previsto para 2005, un año en el que la sequía y los huracanes golpearon con rigor la producción, según un informe divulgado este viernes.

La metas para la próxima temporada, las condiciones del clima y el aumento de la productividad agrícola fueron analizados por productores de todo el país reunidos en la Plenaria Nacional Tabacalera, celebrada la semana pasada en la ciudad de Pinar del Río, informó el diario oficialista Granma.

Los productores acordaron poner énfasis "en la elevación de los rendimientos agrícolas, indicador que en la cosecha precedente alcanzó la relación récord de 303 quintales por caballería", es decir 13,9 toneladas por cada 13,47 hectáreas.

Los productores "esperan una favorable producción de capas y capotes (las dos hojas que visten al puro), cuya calidad garantiza el del torcido de exportación", añadió el informe.

Las cifras de la cosecha de este año aún no han sido divulgadas, y aunque la productividad fue buena, "la reducción de áreas cultivadas conllevó una baja en la producción, fundamentalmente de las hojas destinadas a la cigarrería, situación que será preciso mejorar", concluyó la reunión.

La plenaria señaló como "tareas prioritarias del momento aprovechar al máximo los semilleros que sobrevivieron luego de las intensas lluvias, y reponer a la mayor brevedad los perdidos, para eliminar los atrasos en el cronograma de la campaña".

Según los productores, existe una mejor situación en relación con la disponibilidad de los insumos para la producción de tabaco, aunque persisten problemas con el suministro de piezas de repuesto para la reparación de equipos de regadío.

El sector trabaja en varios proyectos para instalar sistemas de riego que aprovechen ríos, embalses y canales, como futura garantía de estabilidad en la producción ante eventuales sequías.

El 95% del tabaco cubano se cultiva en Pinar del Río, la provincia más golpeada por los huracanes.

El tabaco es una de las principales fuentes de ingreso tradicional de divisas en Cuba, con exportaciones cercanas a los 300 millones de dólares anuales, a través de la compañía franco-hispano-cubana Habanos S.A., que ostenta el monopolio de las ventas al exterior.