Actualizado: 12/07/2024 0:11
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Internacional

Bin Laden, EEUU, Terrorismo

Familiares de las víctimas reciben en medio de dolor y llanto la muerte de Bin Laden

“Fue un momento de alegría, llanto y rabia”, dijo Luis Rivera, al recordar el momento en que supo la noticia

Comentarios Enviar Imprimir

La noticia de la muerte de Osama Bin Laden fue recibida con llanto, sorpresa y dolor por los familiares latinos de víctimas de los atentados contra las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001.

“Fue un momento de alegría, llanto y rabia”, dijo Luis Rivera, al recordar el momento en que supo de la muerte del líder de Al Qaeda.

Su esposa Carmen, quien trabajaba en un banco en el piso 96 de la torre II, figura entre las más de 2.750 personas que murieron el 11-S.

Rivera aseguró que al conocer sobre la muerte del autor intelectual de los atentados revivió el dolor por la pérdida de su esposa.

El presidente de EEUU, Barack Obama, confirmó anoche, en un mensaje al país, la muerte de Osama Bin Laden en un operativo militar estadounidense en Pakistán, lo que provocó que miles de personas salieran a las calles en Nueva York para celebrar la noticia.

Tras la muerte de su esposa, Rivera se hizo cargo de sus tres hijos, a los que dijo llamó tan pronto se enteró.

“Llamé a mis hijos, que no pudieron hablar, lloraban. Decirles lo que pasó abrió la herida de nuevo, pero, al fin se sabe que está muerto”, señaló.

Wanda García, cuyo esposo Emilio Ortiz también perdió la vida en los atentados, aseguró que no lo podía creer.

“Al principio me quedé en shock y me eché a llorar. Me preguntaba por qué lloro, pero es una herida que siempre está ahí para recordarte lo que pasó”, señaló García, que quedó a cargo de sus gemelas Emily y Amanda, entonces de cinco meses de nacidas.

García recordó que su madre, con la que vive, le dijo que viera las noticias a la vez que recibió una llamada de un primo.

“No lo podía creer (la noticia) porque siempre decían que lo habían localizado, o que estaba enfermo. Pero, cuando el presidente lo dijo, le creí y también vi la gente celebrando frente a la Casa Blanca”, agregó.

García se comunicó de inmediato con los familiares de su esposo y varias amistades.

“Se ha hecho justicia, pero eso no cierra la herida. Por lo menos mi esposo puede descansar en paz”, argumentó García, cuyo esposo trabajaba en labores de mantenimiento en una de las torres.

La puertorriqueña indicó además que sus hijas Emily y Amanda, ahora de diez años, le preguntaron por qué la gente celebraba la muerte de una persona.

“Me di cuenta de su buen corazón. Les expliqué quién era, que nos hizo mucho daño y que no celebraban su muerte, sino que ya no estará con nosotros”, dijo y agregó que este lunes acompañó a sus hijas a la escuela, donde las maestras explicaron a los niños lo que había ocurrido.

Tanto Rivera como García se manifestaron agradecidos con el presidente y los militares que participaron en el operativo que culminó con la muerte de Bin Laden.

“Estoy muy contento con lo que hizo el presidente”, dijo Rivera. Los políticos latinos de Nueva York se unieron también a las miles de personas que han celebrado y felicitado al presidente Obama.

“Al igual que los estadounidenses que vieron y oyeron al presidente anunciar la muerte del terrorista más buscado del mundo, siento un gran sentido de patriotismo”, dijo el senador estatal Rubén Díaz.

“Felicito a Obama y su Administración por poner fin a este tan doloroso capítulo en la historia de nuestra nación. También felicito a todos los hombres y mujeres que forman parte de nuestras Fuerzas Armadas”, agregó.

Para el asambleísta estatal José Peralta, el mundo “es más seguro hoy gracias al coraje de los hombres y mujeres que pelean alrededor del mundo por la libertad y por la determinación del presidente Obama”.

El también asambleísta Adriano Espaillat dijo, por su parte, que se ha hecho “justicia” para los familiares de las miles de víctimas del 11-S, y conminó a los neoyorquinos a seguir unidos hacia adelante.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.