Actualizado: 12/08/2022 22:46
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cultura

Teatro

Estorino estrena en La Habana la obra “Pedro Páramo”

Las tablas de la sala Hubert de Blanck, en el barrio del Vedado, recibieron el sábado la última propuesta del veterano dramaturgo

Comentarios Enviar Imprimir

El dramaturgo cubano Abelardo Estorino ha cumplido su sueño de llevar a escena la gran novela del mexicano Juan Rulfo (1917-1986), Pedro Páramo, con una obra tan intensa en su ejecución como fiel a la atmósfera onírica y asfixiante del libro, reportó la agencia Efe.

Las tablas de la acogedora sala Hubert de Blanck, en el barrio del Vedado de La Habana, recibieron este sábado la última propuesta de este referente teatral de la Isla, que a los 87 años mantiene todavía viva su ilusión por la dramaturgia.

Ecos y murmullo de Comala es el nombre de la obra, estrenada esta semana y en la que sobresale José Ramón Vigo en el rol del cruel y autoritario cacique mexicano que da título a la novela original.

Se trata de una lectura personal del libro pero que en ningún momento abandona la esencia del texto original.

El éxito de Estorino radica precisamente en la forma en que instrumenta la pluma inmortal de Rulfo.

Una escenografía sobria apoyada en un gran juego de luces y la solidez interpretativa del elenco de actores que recrean el fantasmagórico relato hacen el resto.

“La mejor manera de llevar la narrativa a la escena es instalarse en la cabeza del escritor. Sobre Rulfo llegué a saber más que de mí mismo. Leí una y otra vez la novela y cuanto texto estuviera a mi alcance sobre Pedro Páramo y Rulfo”, confesó esta semana el dramaturgo al diario oficial Granma.

Estorino explicó que “la novela es un punto de partida” para la obra teatral, que va por su “cuenta y riesgo”, aunque reconoció que ha tratado “de ser fiel” al escritor mexicano, con las dificultades que eso conlleva.

“Lo verdaderamente complicado y desafiante estuvo en tratar de transformar ese dislocamiento del tiempo y el espacio que recorre la narración en una obra que obedezca a los principios de la representación teatral”, admitió.

Premio Nacional de Literatura en 1992 y Premio Nacional de Teatro en 2002, el veterano dramaturgo lamentó únicamente no haber podido contar esta vez con una de sus actrices predilectas, Adria Santana, fallecida el año pasado.

“Extraño sus aportes, su inteligencia, su agudeza, su humanidad. Su pérdida me dolerá siempre. Era como de la familia”, indicó a Granma.

Director, autor y crítico teatral, Estorino (Matanzas, 1925) tiene un largo repertorio en el que destacan El peine y el Espejo (1956), La casa vieja (1964), La dolorosa historia del amor secreto de Don José Jacinto Milanés (1973) y Pachencho vivo o muerto (1982).


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.