Actualizado: 10/12/2019 14:39
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

ONU: Derechos Humanos

Human Rights Watch considera 'injustificado' eliminar los relatores para Cuba y Bielorrusia

Enviar Imprimir

La organización no gubernamental Human Rights Watch (HRW) consideró este lunes "injustificada" la eliminación de los relatores de la ONU para Cuba y Bielorrusia, que propone la presidencia del Consejo de Derechos Humanos (CDH), informó EFE.

El embajador mexicano Luis Alfonso de Alba presentó el domingo en Ginebra a los 47 miembros del Consejo un documento en el que se establecen las bases de funcionamiento de ese organismo.

Un anexo al documento detalla la lista de relatores especiales de la ONU encargados de vigilar el cumplimiento de los derechos humanos en el mundo, pero omite los asignados actualmente a Cuba y Bielorrusia, lo que implica la extinción de sus mandatos.

Ninguno de los dos relatores en cuestión —Christine Chanet, destinada a Cuba en 2002, y Adrian Severin, destinado a Bielorrusia en 2004— han podido visitar esos países ante la negativa de las respectivas autoridades a permitirles la entrada.

No obstante, en opinión de HRW, si el texto es aprobado sin modificaciones constituirá "un débil inicio" para el CDH.

La representante de la ONG, Peggy Hicks, consideró que tal decisión es "injustificada e inexplicable".

Cuba estará no obstante en el primer grupo de países que se someterá a un nuevo instrumento de evaluación periódica por parte del CDH.

Hicks agregó que, además de los nueve países para los que se mantendrían relatores especiales (Liberia, Birmania, Somalia, Burundi, República Democrática del Congo, Corea del Norte, Haití, Sudán y Camboya), al menos otra docena requeriría el mismo procedimiento.

Como casos más urgentes mencionó a Zimbabue, Afganistán, Irak, Irán y Uzbekistán.

Los 47 países que integran el CDH deben tomar este lunes una decisión sobre el documento propuesto por el embajador mexicano, quien les ha pedido que mantengan "la integridad" del texto ya que intentar abrir una discusión en ciertos temas pondría en peligro el proceso en su conjunto.

A la vista de la persistencia de divergencias entre los países, De Alba levantó la sesión oficial para dar paso a negociaciones informales y anunció que convocará nuevamente a los miembros una vez que las diferencias queden superadas.

Uno de los aspectos pendientes es la posición de China, que exige una mayoría de dos tercios para adoptar resoluciones condenatorias de un país o designarle un relator especial.

Fuentes diplomáticas citadas por EFE han confirmado que Pekín se mantiene "aislado" en ese tema, pese a lo que se niega, por el momento, a ceder.

Unos 40 expertos independientes o relatores especiales están contratados actualmente por la ONU para investigar ciertos temas o países que presuntamente violan los derechos humanos.

Según la AFP, este mecanismo es considerado por los defensores de los derechos fundamentales el más eficaz para denunciar a regímenes dictatoriales y represivos.

Desde el comienzo de la actual sesión del Consejo de Derechos Humanos, los relatores para Cuba y Bielorrusia, han sido objeto de ataques por parte de países como China o Irán, que desean lograr la desaparición de todos los expertos por países.

La propia Chanet, al presentar por quinto año consecutivo un informe crítico sobre la situación de los derechos fundamentales en Cuba, consideró que su misión está en "punto muerto" dado el sistemático rechazo de La Habana a cooperar.