Actualizado: 15/11/2019 19:53
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Internacional

Brasil

Lula en camino

¿Podrá satisfacer el presidente brasileño las expectativas económicas de La Habana durante la visita que realizará a la Isla?

Comentarios Enviar Imprimir

El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, debe llegar a Cuba este martes, después de participar en la toma de posesión de su homólogo guatemalteco, Álvaro Colón.

La corta visita, prevista desde el segundo semestre de 2007 y postergada por diversos factores, servirá para la firma de varios acuerdos bilaterales, y para un supuesto encuentro, aún no confirmado, con Fidel Castro.

Fuentes periodísticas asociadas al gobierno han indicado que el volumen de acuerdos y negocios solicitados con anterioridad por las autoridades de la Isla, no podrá ser firmado como La Habana hubiese preferido.

El impuesto sobre transacciones financieras, que permitía al gobierno brasileño obtener 40 millones de reales anuales (casi 23 millones de dólares), fue derribado en el Senado de la nación, de fuerte mayoría opositora.

Ni el propio presidente Lula había previsto tal suerte de tiro de gracia para sus esfuerzos sociales y de colaboración regional. Lo que analistas políticos consideraron uno de los mayores fracasos del actual gobierno, ha repercutido de manera directa en una economía estable como la de Brasil, que tendrá ahora que recortar gastos públicos, sociales, e inversiones que meses antes eran vistas como seguras.

El impacto ha sido tal que aún no se ha aprobado, ni en la Cámara de Representantes y mucho menos en el Senado, el presupuesto económico de este año. Deberá discutirse en febrero, pues aún está en fase de reelaboración por la pérdida de los ingresos provenientes del famoso impuesto, conocido aquí como CPMF.

Pedidos castristas

En noviembre, el presidente brasileño tenía las maletas listas para viajar a La Habana. Sin embargo, tras un encuentro con el vicepresidente Carlos Lage, en la Cumbre Iberoamericana de Chile, le fue entregada una solicitud mayor de "acuerdos de colaboración socioeconómica".

Al mandatario sudamericano no le quedó más remedio que postergar la visita para analizar los pedidos castristas. Sin embargo, las coyunturas internas de ahora resultan más complicadas.

Para que se tenga una idea de algunas transformaciones, desde ya deberán paralizarse los intercambios educacionales. Como primer resultado, ha quedado suspendido el retorno de los colaboradores cubanos de la educación superior, que impartían clases en la Universidad Estadual de Amazonas (UEA), en Manaos.

ENCUENTRO EN LA RED pudo conocer, a través del secretario de la institución, Nelton Lima, que la no renovación del contrato de los profesores cubanos obedece a un recorte gubernamental en los programas de colaboración con diversas universidades, entre ellas las de la Isla.

Otra negativa que llevará Lula a La Habana está relacionada con la deuda. Al parecer, el gobierno de la Isla había solicitado un nuevo perdón económico y, según el periódico económico E Agora, el Banco de Brasil apenas ha otorgado facilidades.

De tal forma, La Habana tendrá que aceptar que el 20% de la deuda se pague a través de productos importados, como medicamentos y tecnología de salud, así como con barcos para la pesca de langostas.

En las nuevas importaciones de medicamentos desde Cuba, el Banco de Brasil retendría el 20% para el pago de la deuda. Los barcos de pesca serían utilizados de manera gratuita en los mares costeros del gigante sudamericano. Según se pudo conocer, ese acuerdo ya podría estar firmado entre el Banco de Brasil y el Banco Exterior de Cuba. La misma publicación, citando fuentes del gobierno, divulgó también que la deuda cubana con Brasil oscila entre 36 y 43 millones de dólares.

Incertidumbres e ironías

En otro orden de cosas, Brasil había prometido la exploración petrolífera en algunas zonas de Cuba. En noviembre era casi un asunto de rutina, totalmente confirmado. Sin embargo, el asesor de la presidencia de la estatal Petrobrás, Luis Nascimento, divulgó recientemente un informe donde esclarece que las inversiones de la empresa estarán enfocadas en Bolivia y Paraguay, omitiendo cualquier mención a inversiones en la Isla, por no hallarlas probables.

Así las cosas, los acuerdos a firmarse en La Habana estarán marcados por negativas no esperadas, y se centrarán en sectores como transporte, alimentos y servicios.

En medio de las expectativas, la revista Veja (conservadora) se preguntó en tono irónico cuánto dinero traerá Lula esta vez desde La Habana. En un artículo del periodista Cain Gonçalvez, publicado la víspera, se recuerda que en 2003 un gran escándalo inundó el acontecer brasileño cuando se hizo pública la presunta donación, por parte del gobierno de Cuba, de tres millones de dólares para la campaña presidencial del Partido de los Trabajadores (PT).

No obstante, Lula podrá desembarcar en La Habana, tranquilo y firme, para impulsar los biocombustibles y la colaboración sur-sur. El primer aspecto, en fuerte oposición con Fidel Castro, y el segundo, para almibarar los discursos que se escucharán, con toda certeza, cuando le vean llegar con las jabas un poco rotas.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.