Actualizado: 21/04/2019 15:40
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Internacional

Europa del Este

Nuevas fronteras e intereses

Estados Unidos reubicará sus bases militares europeas; Rusia se preocupa.

Enviar Imprimir

Rusia ha iniciado una serie de reformas militares en respuesta al proyecto de la Casa Blanca y el Pentágono de reubicar sus tropas en Europa, hacia el este del Viejo Continente. Generales, políticos y analistas rusos afirman que en la actualidad no valen las palabras, sino tomar medidas sin mucha algarabía.

El primer paso lo dio hace pocos meses el general Yuri Soloviov, jefe de Unidades Especiales de Defensa Antiaérea de Moscú, cuando anunció que, con autorización del jefe del Estado Mayor, el general Yuri Baluyevski, ordenó cambiar el blanco de las defensas antiaéreas de Moscú. Los expertos interpretan que la nueva dirección de la artillería es hacia occidente.

Otra medida adoptada por el Kremlin fue ampliar sus efectivos en la base militar de Kirguizia, en el aeródromo de Kant, y en Tayikistán. En este último país, el mando militar ruso decidió transformar la 201 división motorizada y convertirla en una división equipada con técnicas flexibles capaces de entrar en combate en días.

El Kremlin también decidió fortalecer su presencia militar en el sur del Cáucaso, en caso de que las bases militares rusas en Georgia sean reemplazadas por las norteamericanas. Los analistas estiman que esto es sólo el comienzo de una reforma total del ejército para responder a la reagrupación de las bases militares estadounidenses en Europa y otras partes.

Los expertos apuntan que no se puede descartar que en el futuro Rusia introduzca nuevos blancos en los objetivos de sus cohetes estratégicos. Entre estos blancos figurarían los lugares de las nuevas bases estadounidenses, que según sus informaciones estarían ubicadas en Polonia, Lituania Bulgaria, Rumania, Uzbekistán, Kirguizia, Kosovo, Turquía, Afganistán, Corea del Sur, Japón, Filipinas y quizás Georgia y Azerbaiyán.

El ministro de Defensa de Rusia, Sergei Ivanov, estima que después que desapareció el peligro de una guerra mundial es lógico que el Pentágono reduzca sus contingentes militares en Europa, pero esto no quiere decir que Rusia se duerma en sus laureles y no se prepare para la situación cambiante, en estrategia militar, en Europa y las regiones que la rodean.

Los planes militares de Washington

Los rusos reaccionaron de esta manera después que el presidente George W. Bush anunciara que unos 70.000 soldados, de los 112.000 que su país mantiene en bases militares en Europa Occidental, serían reagrupados en nuevas bases en Europa del Este. El Pentágono adujo razones estratégicas y económicas al explicar la noticia, es decir, la intención de utilizar las tropas a menor costo y de manera más eficaz contra el terrorismo.

Pero, desde Moscú, este movimiento se percibió como un acercamiento de las bases estadounidenses a sus fronteras. Víctor Litovkin, comentarista en temas militares, dijo a Encuentro en la Red que "esta agrupación militar en torno a Rusia constituye una amenaza… la mejor respuesta es fortalecer la propia seguridad".

El primer aviso de este movimiento de tropas de Estados Unidos fue hecho por el secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, a sus colegas de la OTAN de manera "informal", hace un año, cuando indicó que Washington quería cerrar la mayor parte de sus bases militares en Europa y en otras partes del mundo, como parte de una nueva geoestrategia en la reorganización de sus fuerzas armadas.

Algunos analistas consideran esta decisión como una de las más importantes desde la II Guerra Mundial. La noticia tomó por sorpresa, y con preocupación, a los representantes europeos más afectados: Alemania, Italia, Portugal, España y Turquía. Rumsfeld, por su parte, aseguró que el proceso se realizaría de forma escalonada y paulatina.

Posteriormente, el Pentágono mostró premura en concretar este plan. Por ejemplo, sus enviados realizaron varias giras para tratar de tranquilizar a los que van a perder el jugoso ingreso que deja la presencia de los soldados estadounidenses y sus familias, y haciéndole la boca agua a los que van a recibir "el regalo".


« Anterior123Siguiente »