Actualizado: 13/12/2017 9:30
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cultura

Artes Plásticas

Nuevas provocaciones

El fotógrafo Alejandro González exhibe en CUBAENCUENTRO.com las imágenes de su última muestra, inaugurada en la galería Servando.

Comentarios Enviar Imprimir

Sin ánimo de hacer panfleto en defensa de conductas sociales o preferencias sexuales, la obra reciente de Alejandro González responde a una celosa búsqueda de aquellos que transforman y modelan su imagen, la correctamente asimilada y procesada dentro de los márgenes sociales, ahora "degradada" o mutilada para algunos, pero simplemente travestida.

Conducta impropia, título de su exposición personal inaugurada el pasado octubre en la Galería Servando, en La Habana, tomado del documental de Néstor Almendros y Orlando Jiménez Leal, contrariamente a lo que su visualidad nos induce, es el resultado de la pura espontaneidad y libre expresión de aquellos a los que retrata el artista. El sujeto fotografiado, totalmente consciente de su rol, individual y social, libre de represiones, posa y disfruta ante la cámara, entregándose con tal desenfado, que algunos podrían interpretar como provocación.

Es un "inventario" serio lo que González ha estado realizando aquí. A la manera de un metódico científico, con la credibilidad del arte, ha coleccionado rostros, cuerpos y actitudes donde la condición gay, transexual o lésbica, pasa a un segundo nivel de importancia, en ocasiones está muy sutilmente enunciada y en otras es casi imposible de determinar. En estos rostros, más allá de maquillajes o bisturís, se descubren personalidades vibrantes.

La homofobia no ha sido un padecimiento exclusivo de la sociedad cubana, aunque en ocasiones la presencia de una acentuada idiosincrasia machista, ha marcado tendencias en el curso de nuestra historia política y cultural, pasada, reciente e incluso actual. Con el apoyo de una puntual y acertada síntesis cronológica de la historia de la homosexualidad en Cuba, el autor argumenta la actualidad de este "fenómeno", haciendo énfasis en los últimos 50 años por la indiscutible presencia de mayores registros históricos y estudios sobre el tema.

Visto entonces de conjunto, retratos y cronología, nos cuestionamos y adquirimos un nivel de conciencia donde se torna difícil definir realmente quiénes han desarrollado una verdadera conducta impropia: si ellos, los deliberadamente desprejuiciados, o nosotros, los prejuiciados. Pero, ¿no es acaso el rechazo y la intolerancia a la diferencia cualidades de una conducta impropia?

Blog del artista: http://alejandrogonzalez.wordpress.com/


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.

Imagen de la muestra 'Conducta impropia', de Alejandro González.Foto

Imagen de la muestra 'Conducta impropia', de Alejandro González.

Conducta Impropia