Actualizado: 01/12/2021 17:25
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cultura

Artes Plásticas

«Soy sencillamente un pintor»

El alemán Neo Rauch y la Escuela de Leipzig: De la decadencia del realismo socialista al esplendor del mercado artístico global.

Comentarios Enviar Imprimir

¿Cree que su pintura tiene un contenido político?

La pregunta estándar dada por los artistas en ese momento es que el arte apolítico no existe; pero del mismo modo se puede afirmar lo contrario. La pregunta ahora es, ¿entendemos bajo política una orientación programática o una abertura de los planos referenciales, que de hecho pueden ser políticamente relevantes?

Cuando le otorgaron el premio Vincent Van Gogh, Lynne Cooke escribió que su obra connota una revitalización del canon y el oficio pictórico. Estéticamente, ¿no hay algo de reaccionario en esa vuelta de la pintura de caballete al primer plano del campo de producción artística?

Sí, en la lectura directa del concepto, sin duda, puesto que a toda acción le sucede una reacción. La acción fue que durante 20 años se intentó declarar que la pintura, como medio artístico, era una opción ya obsoleta. El regreso de la pintura figurativa sólo existió en la conciencia de algunos curadores. En realidad, era practicada igual que siempre, sin embargo, se le vetaba de forma masiva y agresiva. Y, sobre cuáles fueron los motivos por los que sucedió esto, podríamos conversar largo y tendido.

¿Entonces su propuesta puede considerarse, de algún modo, como el afianzamiento de una poética pictórica muchas veces enfrentada y a contrapelo de la decadencia de la pintura profetizada por cierta crítica?

Soy sencillamente un pintor, y en esta materia no se ha tenido en cuenta, en estos pasados 10 ó 15 años, que siempre hubo esa clientela; la hay y siempre la habrá. Del mismo modo hay músicos o guitarristas en tiempos de música techno. Esto es lo bonito de hacerse mayor, que en algún momento, sobre los 40 ó 43, uno ya ha vivido un par de movimientos evolutivos y saca conclusiones que incumben al ornamento de dimensiones globales.

Una vez pude ver cómo se desarrollaba una doctrina en concreto, tanto en lo social como en lo cultural y que, como siempre, hallaba protagonistas que acabaron viniéndose abajo junto con dicho movimiento. Los activistas fueron en definitiva los primeros en caer. Hay siempre unos pocos sobrevivientes, ilesos a esos movimientos ascendentes-descendentes; son, en mi opinión, autores de naturaleza retrospectiva de carácter solitarios/ermitaños que pueden permitirse la competencia con el espíritu de la época sin perecer conjuntamente con él.

Es necesario profundizar más en las cuestiones de uno mismo, se necesita una luz de largo alcance sobre el plano, que en la esfera creadora sea independiente de toda turbulencia o moda. Entonces uno sí puede participar aquí y allá, pero sólo por motivos de small talk o de relaciones sociales. Lo fundamental son los ajustes bajo la superficie.

¿Es consciente de que en su pintura aparecen las nuevas formas artísticas, como la fotografía, el videoart o las técnicas digitales?

Naturalmente…

Se dice que ha revolucionado la pintura a través de esta incursión…

Eso no es ninguna cualidad a resaltar. En ese sentido sobresalieron otros colegas, que estaban más forzadamente relacionados con ello. Estoy pensando en colegas, que realizan trabajos decididamente fotorrealistas o que utilizan la estética del videoclip. Yo no hago eso, pero se corresponde fundamentalmente con el carácter de mi obra, porque mi sistema tiene paredes porosas; todo fluye a través mío y en mis lienzos aparece entones esa especie de precipitación. En otras palabras, como partículas en suspensión que me rodean, del mismo modo que nos rodean a todos nosotros, que se arremolinan a través de actividades actuales. Dichas actividades también están en mí, porque no soy un fugitivo del mundo, no soy un anacronista extremo.

Aun así, dicha fragmentación temporal en su obra tiene algo de narrativo, tal vezrelacionado con lo fílmico…

Creo que no tanto a lo fílmico, al menos no conscientemente. Seguro que hay una cercanía a la tira de comic, pero si observamos estos dos cuadros, evidenciamos claramente el desarrollo de una historia, la cual no es linealmente legible, pero que tampoco pretendo que lo sea. Como ya he mencionado, me interesan más mantener suspendidos los distintos planos sobre los cuales están dispuestas las imágenes, de modo que siempre pueden volver a ser nuevamente atraídas y guiadas a posibles nuevas vinculaciones, ya sea en lo formal o en el plano significativo.

* Traducción e intérprete del alemán: Lorena Pérez Rumpler (mapeprojec.com)


« Anterior12Siguiente »

Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.