Actualizado: 22/02/2017 13:58
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Fidel Castro, México, La denuncia de hoy

“Fidel en el alma de México”

Se presenta en La Habana el libro Fidel en el imaginario mexicano, de la senadora mexicana Dolores Padierna

Comentarios Enviar Imprimir

Con este título el diario Granma (como toda la prensa autorizada en Cuba, en la nómina del Gobierno), en su edición del domingo 3 julio, da fe de la presentación en La Habana del libro Fidel en el imaginario mexicano.

Claro, se refiere a Fidel Castro.

Para presentar la obra en La Habana, el pasado sábado, viajó hasta aquella capital la senadora mexicana Dolores Padierna.

Ella es senadora por el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Un partido sumido en el desprestigio. Dividido. Con pugnas internas que tal pareciera se trata de dos o tres bandos mortalmente antagónicos.

Varios de los líderes más reconocidos del PRD han abandonado esta batahola de lavadero (de solar, dirían en Cuba). Entre otros, Cuahtémoc Cárdenas y Andrés Manuel López Obrador.

La senadora Padierna —que lo es porque en su país existen elecciones pluripartidistas— ha viajado a Cuba en otras ocasiones para rendir pleitesía a un Gobierno que lleva 57 años en el poder.

Padierna es de izquierda, dice. Se distingue por usar vestidos y bolsos de marca e ir de vacaciones a países “consumistas”.

Es lamentable que una persona como esta viaje a Cuba y que sus gastos, sin duda a la cuenta del Gobierno de la Isla, resulten, por tanto, del cuero, el sudor y la angustia de los cubanos que se hallan tanto dentro como fuera de su tierra.

“Fidel en el alma de México”, decía, se titula la nota del Granma. Es el consabido título absoluto de la prensa cubana. O sea, siempre es “todo” y “todos”

Es decir, Fidel Castro forma parte del alma de México. De todo México. ¿Será?

Fidel en el imaginario mexicano, se titula el libro, “que reúne 30 textos solicitados a personalidades mexicanas, que acogieron con notable entusiasmo la propuesta, y numerosas imágenes del líder”.

Cualquier diccionario define que “imaginario” resulta eso: la imagen que de sí mismo o de sus rasgos idiosincrásicos tiene un pueblo, un grupo social, una colectividad específica.

¿Estará Fidel Castro en el imaginario mexicano? ¿En todo lo que se corresponda con el concepto de “mexicano”?

Pero bueno..., vamos a pasarle este lanzamiento; digamos que es una licencia o que debemos tomarlo en sentido figurado.

La senadora Padierna se dio un banquete: el libro en cuestión es “un documento didáctico donde se puede ver parte de la historia contemporánea de América Latina, el libro pretende (...) mostrar al pueblo cubano, mexicano y al mundo, la forma en que concebimos la huella y presencia de un hombre excepcional [Fidel Castro], trabajo con el que se alberga la esperanza de que surjan nuevas formas de acercarnos a él”.

No especifica la senadora qué quiere decir con que Fidel Castro es “un hombre excepcional”. Esto, dicho en este contexto, no hace mucho bien al propio régimen de la Isla y tampoco a la señora Padierna. Lo digo por lo de “didáctico”.

Banquete a dos manos de la senadora: el libro “se trata de un homenaje oficial del Congreso de la Unión de México al comandante Fidel”.

¿“Del Congreso de la Unión de México”? Hummm... será mejor averiguar por este detalle.

Dolores Padierna es de esas personas que no se resignan a que sus ideas hace mucho tiempo fracasaron. Son personas enfermas que, como dicen en Cuba, “no quieren dar su brazo a torcer” aunque tengan enfrente el azul que ellos no se cansaron de dar por rojo.

Personas que componen la izquierda zarrapastrosa que hoy tanto daño le hace a la izquierda verdadera.

Una visita a Cuba de alguien como la señora Padierna para destinar loas al Gobierno no hace bien a este, que según se sabe anda en busca de nuevos aires.

Doy fe de que en México existe, paralelo a lo anterior, un pensamiento de izquierda incluyente, que aboga por la igualdad sin discriminación.

Consta en la nota del Granma que el escritor Miguel Barnet, presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) participó en la presentación de Fidel en el imaginario mexicano.

Barnet dijo: “Sabíamos que México iba a decir que Fidel en su 90 cumpleaños merecía un libro como este”.

Dijo “México”. Todo México, se entiende. Hasta yo.

Miguel Barnet pertenece a un grupo de intelectuales cubanos que ocupan cargos oficiales. Como los demás de este piquete, Barnet está consciente de que miente. Nosotros estamos conscientes de que Barnet miente. Barnet está consciente de que nosotros estamos conscientes de que él miente.

Y así va la noria.

Referencias:


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (http://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.

Presentación en Cuba del libro Fidel en el imaginario mexicano, de la senadora mexicana Dolores Padierna Luna, en la imagen junto con Miguel Barnet, presidente de la UNEAC y la periodista Katiuska Blanco (foto: María del Carmen Ramón/Cubadebate)Foto

Presentación en Cuba del libro Fidel en el imaginario mexicano, de la senadora mexicana Dolores Padierna Luna, en la imagen junto con Miguel Barnet, presidente de la UNEAC y la periodista Katiuska Blanco (foto: María del Carmen Ramón/Cubadebate).