Actualizado: 07/08/2020 16:54
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Bosch, Exilio, Miami

Efemérides de la Contrarrevolución Cubana

Orlando Bosch y su tránsito como exitoso vendedor callejero de limones en Miami

Comentarios Enviar Imprimir

El 26 de julio de 1981, la revista venezolana Resumen publica las declaraciones del perito Carlos Fabbri atribuyendo la voladura del avión cubano en Barbados a una carga de dinamita en el compartimiento trasero de carga. Así quedaban exonerados los presuntos autores materiales Hernán Ricardo y Freddy Lugo, ya que habían abordado la aeronave nada más que con equipaje de mano. Y por regla transitiva eran también inocentes los acusados de autoría intelectual: the fiercely anti-Castro Bosch and a Cuban-born Venezuelan citizen [1].

Sin embargo, el dictamen de los peritos cubanos prevaleció. Sobre la base de que ocurrieron dos explosiones en la sección de pasajeros, Ricardo y Lugo encajaron 20 años. El fallo definitivo sobre Luis Posada Carriles quedó en suspenso, por haber escapado de prisión antes de dictarse sentencia; Bosch salió absuelto por falta de pruebas y el 16 de febrero de 1988 entró a USA.

Aquí fue de nuevo a la cárcel, porque había salido sin permiso del país en 1974 y violado así su libertad condicional, que se dispuso en 1972 tras cumplir parte de la condena de diez años por cañonear en 1968 un barco polaco en el puerto Miami. No obstante, a mediados de julio de 1990 Bosch salió de nuevo en libertad condicional y con derecho a dar paseítos de 11 a.m. a 2 p.m. El primero sería con su esposa, ocho amigos y dos guardias de seguridad al Hospital Panamericano para visitar a la madre del mártir Pedro Luis Boitel [2]; después subió al Buick Regal de su amigo Roberto Barruecos y acudió a la consulta del Dr. Alberto Hernández.

Estado de salud

Bosch se sometió a examen médico y el Dr. Hernández, a quien conocía desde que estudiaron en la Universidad de La Habana (UH), comprobó que gozaba de buena salud, pero estaba muy extenuado por once años de cárcel y cuatro huelgas de hambre en Venezuela. Ahora tenía que buscar el mejor equilibrio posible entre reposo y ejercicios. Así lo hizo y pudo alargar su vida hasta el 27 de abril de 2011.

Estado de SATS

Luego de fundar su Movimiento Insurreccional de Recuperación Revolucionaria (MIRR), Bosch concentró toda su energía en el momento previo a su irrupción en la escena política cubana como actor anticastrista: sacar todas las armas que pudo del cuartel Leoncio Vidal (Santa Clara) y trasladarlas en un carro de distribución de leche a la finca La Guanaja, de su amigo Florencio Beltrán, para concretar lo que venía preparando.

Bosch acaba de presentar a Castro su renuncia como coordinador provincial del Movimiento Revolucionario 26 de Julio en Las Villas, pero de regreso a Santa Clara se personó como tal ante el jefe del cuartel y solicitó armas para la militancia del MR-26-7 en Trinidad, Manicaragua y otros pueblos del sur de la provincia con la justificación de enfrentar la delincuencia rampante. Una vez conseguidas las armas sobrevino el alzamiento del MIRR en la Sierra del Escambray. El bautismo de fuego tuvo lugar en Guanayara, el 11 de junio de 1960, con el enfrentamiento de la guerrilla comandada por Plinio Prieto y el ejército de Castro.

Avisado de que el G-2 iba a detenerlo, Bosch rodó hasta La Habana y voló a Miami. Llegó el 12 de julio y se reunió enseguida con Manuel Artime, Tony de Varona y otros líderes del Frente Revolucionario Democrático (FRD) en busca de apoyo para sus guerrillas, pero encontró ya sólo evasivas y engaños. De Varona llegó a decirle que las fotos de sus guerrilleros en el Escambray eran del tiempo de Batista.

Estado de sitio

Tras varias acciones combativas, el jefe militar del MIRR — Sinesio Walsh, excapitán del Ejército Rebelde— cometió el fallo de quedarse demasiado tiempo acampado en Nuevo Mundo, lugar bien conocido por los oficiales de contrainsurgencia de Castro, y quedó cercado con el grueso de sus fuerzas. Para el 10 de octubre de 1960 se celebraba el “Juicio del Escambray” (Causa 829-1960 del Tribunal Revolucionario de Las Villas) con más de 100 acusados. Unos 60 recibieron sentencias relámpago de entre 10 y 30 años; Walsh, Prieto, Porfirio “El Negro” Ramírez, José Antonio Palomino y Ángel Rodríguez fueron condenados a muerte y fusilados al filo de la medianoche del 12 de octubre. Bosch y Andrés Marcos fueron sancionados también a la pena capital, pero en ausencia.

Estado de ansiedad

Bosch organizaría por su cuenta expediciones a Oriente [27 de noviembre de 1960] y Pinar del Río [19 de marzo de 1961] que terminaron en fracaso. Luego del fiasco de Bahía de Cochinos contactó al general Thomas Parrot, enlace de la Casa Blanca con la CIA, y hacia diciembre de 1961 el MIRR abría tres discretos campos de entrenamiento en la Florida.

El plan de Bosch consistía en desembarcar comandos por cuatro puntos distintos de la Isla, con armas y explosivos para la insurgencia interna, pero hacia marzo de 1962 se dio cuenta de que los americanos sólo estaban jugando a la guerra. Al cabo llegó la orden de que cinco hombres se infiltraran en Cuba, pero con armas cortas y sin explosivos, a fin de recopilar intel sobre la presencia soviética. Bosch replicó a su liaison de la CIA: “Si tu madre viene con nosotros, mi gente sale en esa misión”.

Seguidamente redactó el panfleto La tragedia de Cuba (1962) y mandó un ejemplar a Kennedy acusándolo de traición. Sin apoyo de la CIA se dedicó a coordinar bombardeos aéreos contra objetivos económicos en la Isla y sabotajes a barcos de cualquier bandera que comerciaran con Castro. Llegó a declarar la guerra por telegrama a México, España y Gran Bretaña; sortearía tres juicios penales hasta que encajó 10 años en 1968 por agujerear el casco del carguero Polanica, surto en el puerto de Miami, con disparo de un cañoncito sin retroceso de 57 mm.

Al ser excarcelado en 1972 quedó acorralado por las agencias federales —desde el FBI hasta la Aduana— y violó los términos de su libertad condicional yéndose de USA en 1974 para seguir dando guerra a Castro “por los caminos del mundo”. El 14 de octubre de 1976 sería detenido en Caracas con la pesada acusación de ser autor intelectual del crimen de Barbados.

Coda

Al principiar sus paseítos en Miami, Bosch no tenía permiso de trabajo. Los trámites para obtenerlo se dilataron tanto que el 31 de enero de 1991 anunció la venta callejera de “limones verdes, amarillos y pintones. Cada bolsa de ocho limones a peso [USD]”. Comenzó en la esquina de LeJeune Road (Avenida 42) y Flagler. El tránsito se paralizó y vendió todas las bolsas. Al otro día siguió la rima de venta exitosa de limones y congestión exasperante de vehículos en la intersección de Avenida 57 y Calle 7 del Noroeste. La situación misma y su cobertura mediática forzarían al Servicio de Inmigración y Naturalización (INS) a darle por fin aquel permiso.

Nota

[1] Tal fue la referencia inicial en la prensa de Miami al después famoso Luis Posada Carriles. Cf.: Miami News, 15 de octubre de 1976, p. 1A.

[2] Estudiante de Ingeniería Eléctrica y militante del MR-26-7 que, al triunfo de la revolución, se postuló para la presidencia de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) y perdió la elección frente al comandante Rolando Cubela, candidato del DR-13-3. A tono con su credo cristiano y filiación anticomunista, Boteil pasaría al Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR) contra de Castro. En 1961 fue condenado a 10 años por delitos contra el Estado y en la cárcel encajaría sanciones adicionales. El 3 de abril de 1972 se plantó en huelga de hambre y sin atención médica fallecería el 25 de mayo.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.