Actualizado: 25/09/2020 0:20
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Exilio, Miami, Terrorismo

Efemérides de la Contrarrevolución Cubana

El 6 de mayo de 1976, el FBI registró el apartamento de De la Cova y encontró la foto que ilustra este artículo junto con otras de la Antorcha de la Amistad que fueron tomadas de inmediato tras la explosión

Comentarios Enviar Imprimir

El 28 de agosto de 1975, The Miami Herald anuncia en su página 10 A que el Departamento de Obras Públicas apretaba el paso para reparar la Antorcha de la Amistad, sita en Bayfront Park y dañada el sábado 26 de julio [de 1:22 a 1:40 en el audio] por artefacto explosivo que inutilizó la instalación del suministro de gas (Foto). El Jeral agregó: “Police believe the explosion was the work of Cuban revolutionaries (sic), but no arrests have been made”.

El monumento había sido dañado ya el 11 de octubre de 1974 por Conrado Rodríguez, líder del grupo anticastrista Acción Sindical Independiente, quien embistió de marcha atrás con un camión de mudanzas alquilado para protestar simbólicamente contra los gobiernos de América Latina que restablecían relaciones diplomáticas con Cuba.

Rodríguez fue condenado a cinco meses de cárcel y $5.000 de multa, pagadera en cinco años a la cuenta del mantenimiento de la pilastra y su entorno. Igual multa se impuso a Israel Pino y Eduardo Macaya, quienes acompañaron a Rodríguez en la protesta pintando letreros de “Cuba será libre” y “Acción Sindical”.

Historia mínima

La Antorcha de la Amistad fue idea de Melvin Reese, Administrador de la Ciudad de Miami, como símbolo de unión y hermandad entre USA y las repúblicas latinoamericanas. La llama se encendió el 26 de octubre de 1960 con intención de que fuera permanente. El 25 de noviembre de 1963, una foto de JFK se colgó en el pilar y mucha gente pasó por allí a depositar flores.

Curiosamente, el periodista cubano exiliado Sergio Carbó había soltado el 19 de noviembre por allí: “Estimo que un suceso próximo y grave ha de obligar a Washington a modificar su política de coexistencia pacífica [con Castro]”. El alcalde de Miami, Robert King High, develaría el 18 de marzo de 1964 la inscripción en letras de bronce que rededicaba el monumento a la memoria del presidente asesinado.

Al filo del arresto —el 12 de mayo de 1967— del líder exiliar Felipe Rivero-Díaz, miles de sus compatriotas fueron a la huelga y marcharon hasta la Antorcha de la Amistad con pancartas que, además de “Free Rivero”, rezaban “Los cubanos tienen derecho a luchar” y “Mientras mueren americanos en Vietnam, Estados Unidos protege a Fidel”. Algunos llevaron su protesta al extremo de apagar la llama eterna y la policía encontraría poco después un cartucho de TNT sin detonador al pie del monumento.

Anticastrismo explosivo

Los reporteros Louis Salomé e Hilda Inclán (Miami News) noticiarían el 12 de julio de 1976 que los servicios de inteligencia de la policía daban como autor de la explosión en la Antorcha de la Amistad al joven exiliado Antonio Rafael de la Cova, quien habría confesado como motivación demostrar a un amigo que sí tenía pantalones para hacer esas cosas.

La noche de los hechos, la policía incluyó en su reporte: “It is believed that this being July 26, this was the work of (a) Cuban revolutionary group”. Al cabo se informó que había sido la iniciación del joven De la Cova en tales acciones, que habrían seguido con artefacto inservible, pero que metía miedo, a la puerta del dormitorio en la Universidad de Miami del becario Eliseo Pérez-Stable, colaborador de la revista procastrista Areíto, así como dos cocteles Molotov contra el patio de la casa [450 NE 43 Place] del artista plástico Vicente Dopico, integrante del consejo editorial de la misma revista.

La inteligencia policial presentó a De la Cova como simpatizante de la causa palestina, que habría cambiado su objetivo inicial —una sinagoga en Broward— por una librería de adultos ubicada en 3458 SW Calle 8 [Pequeña Habana] y tachada por De la Cova como fachada de un negocio de Castro. De todo se enteró el FBI por su informante Miguel Ángel Peraza, quien tomó su papel tan a pecho que incitó a De la Cova, así como a Blas Jesús Corvo y Gary Lathman a meter un bombazo, el 6 de mayo de 1976 por la madrugada, en aquella librería, donde fueron detenidos con las manos en la masa explosiva.

Prehistoria mínima

De la Cova había llegado el 1 de febrero de 1961 al exilio con apenas diez años y creció por entre Memphis (TN), Louisville (KY) y Fort Lauderdale (FL). Se ofreció como voluntario en Fort Jackson (SC) y sirvió (1968-69) en el Ejército de Estados Unidos. Para 1975 se graduaba en Florida Atlantic University (Boca Ratón) como Licenciado en Historia. Pasó a ejercer la docencia en la Escuela Militar Interamericana, pero quedaría cesante el 19 de febrero de 1976 porque el director, Pedro Roig, alegó que no controlaba la disciplina.

En ejercicio de autodisciplina, De la Cova conseguiría doctorarse con el estudio histórico-biográfico Ambrosio Jose Gonzales: A Cuban Confederate Colonel (West Virginia University, 1994) y enseñar en seis universidades norteamericanas hasta jubilarse en 2018, amén de publicar seis libros en imprentas académicas y más de 30 artículos en revistas especializadas.

Coda

El 6 de mayo de 1976, el FBI registró el apartamento de De la Cova y encontró la foto que ilustra este artículo junto con otras de la Antorcha de la Amistad que fueron tomadas de inmediato tras la explosión. También ocupó unas páginas mecanografiadas que preparaban, a treinta años vista, el bombazo más destructivo que De la Cova metió contra Castro: la crítica minuciosa del panfleto La historia me absolverá (1954) y la revisión histórica fundada del nacimiento de la revolución cubana [1].

Notas

[1] The Moncada Attack, Columbia: Universidad de Carolina del Sur (2007), 391 pp.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.