Actualizado: 20/05/2019 15:52
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Referendo, Votación, Constitución

La dictadura cubana fue derrotada olímpicamente en el referendo

El que el CNE esperara un día entero para dar a conocer los resultados, no tiene justificación alguna

Comentarios Enviar Imprimir

El régimen perpetró un monumental fraude en el referendo celebrado el pasado 24 de febrero para la aprobación del proyecto constitucional, según las conclusiones del grupo opositor Socialismo Participativo Democrático (SPD) a partir de los informes recibidos por personas integradas al sistema que por razones obvias no desean que se divulguen sus identidades.

El CNE, organismo electoral gubernamental, habría agregado, tras el fin de las votaciones, casi tres millones y medio de votos por el Sí —a favor de apoyar el referendo— según el resultado del análisis de 516 colegios electorales en 12 provincias, resultados que pueden considerarse representativos de todo el país. De acuerdo con los datos obtenidos, para encubrir este fraude el CNE habría agregado 700 mil nuevos votantes al padrón electoral, el cual alcanzó la cifra de 9.298.227. Según el parte oficial, el Sí ganó con 6.816.169 votos, lo cual representa el 73,3 por ciento de los votantes inscritos, pero la verdadera cifra, según los datos recibidos por el SPD, habrían sido, originalmente, 3.468.789, lo que equivale solamente al 36 por ciento de todos los inscritos para votar, muy por debajo de lo que necesitaban para que el proyecto constitucional resultara aprobado. Esto es, no pudo alcanzar el 50 por ciento más uno requerido por la ley. Los votos por el No, alcanzaron el 28 por ciento, pero la abstención fue del 30, y los votos anulados, el 6 por ciento, por lo que 64 por ciento, de una forma u otra, se negaron a aprobar la Constitución.

Esto explica la demora del oficialismo para dar los resultados finales, ya que todos los colegios electorales tuvieron suficiente tiempo para reportar sus resultados el mismo día de la votación. El que el CNE esperara un día entero para dar a conocer los resultados, no tiene justificación alguna. Ahora se entiende. Tenían que buscar, no sólo cómo completar los votos que faltaban para sobrepasar el 50 por ciento, porque no podían dar una cifra donde quedara en evidencia que, aún ganando el Sí, casi la mitad del pueblo no apoyaba el Proyecto.

Pero esto no sólo habría significado la derrota del proyecto constitucional, sino, además, la del propio régimen frente a la oposición, lo cual demuestra el grado de descontento en la población, sin contar todas las irregularidades: el hecho de que el Partido-Estado cuenta con todos los medios masivos de comunicación con los que bombardeaba mañana, tarde y noche con propaganda a favor del Sí, mientras que se ejerció la represión contra todos los que intentaban hacer campaña a favor del No. También se ejerció la intimidación para que muchas personas, sobre todo ancianos incapacitados, votaran por el Sí. Esto significa que la oposición estaba en total desventaja frente a la élite del poder, lo que supone imaginar qué habría pasado en unas elecciones con observadores internacionales y permitiendo a la oposición hacer campaña en las calles, aunque no contara con los medios de divulgación masivos. Habría sido una “paliza” memorable lo que el oficialismo habría recibido.

Con todo, no pudieron evitar que dos millones y medio, entre abstencionistas y votantes por el No, se revelara como una cifra que indica claramente que el régimen ya no tiene el apoyo de todo el pueblo, que gran parte de la población, al menos cerca de su tercera parte, decidió ya no seguir bailando al ritmo de la música que le toca esta orquesta octogenaria.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.