• Registrarse
  • Iniciar sesión

Honduras: El Golpe de Estado de Manuel Zelaya (I)

Enviar Print

Al momento de ser destituido por el Ejército, tras una orden del Tribunal Supremo (TS) hondureño, el presidente Manuel Zelaya se aprestaba a dar un Golpe de Estado en Honduras: A imagen y semejanza de su referente político, el golpista Hugo Chávez, pretendía alterar la Constitución con el propósito de reelegirse.

Cabe recordar cómo se las arregló Chávez para burlar la voluntad popular hace pocos meses en Venezuela, convocando un segundo referendo –por supuesto, ya concebido para ganar por las buenas o por las malas- apenas un año después de que el primero expresara claramente el sentir del pueblo venezolano: No a la reelección indefinida del discípulo de Fidel Castro.

En el caso de Zelaya, se trataba de darle también un golpe a la Constitución hondureña, pero pasando por encima del Congreso y del TS. Estas últimas, no se olvide, son instituciones claves en cualquier democracia que se respete; de hecho, entre otras cosas, han sido diseñadas para hacer respetar las estructuras democráticas de las que la Constitución de la República es base fundamental. Tanto el Congreso como el TS habían desautorizado previamente a Zelaya, que pretendía convocar un plebiscito –bajo cobertura, seguramente, de los petrodólares chavistas- para alterar la Carta Magna.

Una democracia funcional es antes que nada, incluso por encima del presidente de turno, un conjunto de reglas e instituciones que garantizan el Estado de Derecho, y que no pueden ser arbitrariamente alteradas. Es lamentable la destitución a la fuerza de un presidente, ciertamente, pero mucho más lamentable resulta, sin duda, que un presidente intente la destitución a la fuerza del orden constitucional, institucional, legal, que se ha dado un país. Es lo que intentaba Zelaya en Honduras y es lo que ha conseguido en los últimos años, en la región, más de un aspirante a dictador vitalicio.

En democracia, corresponde al Ejército defender el orden constitucional cuando el poder ejecutivo, o cualquier otro, lo amenaza. Va siendo hora de parar en seco la demolición de las estructuras democráticas en Latinoamérica, proceso llevado a cabo, en la última década, desde la institución presidencial. Ojalá lo consigan los hondureños.

¿Desea dejar un comentario sobre este artículo? Pinche aquí.



Metralla contra Carlos Alberto Montaner

Enviar Print

Las campañas castristas -o procastristas, que para el caso es lo mismo- contra Carlos Alberto Montaner engrosan la munición des-informativa con que el régimen de La Habana y sus amanuenses ametrallan, desde hace medio siglo, a la opinión pública internacional. Fruto de esta obsesión oficialista es la última andanada, circense como ya es habitual, de la licenciada Rosa Cristina Báez Valdés.

A Báez Valdés se le ha ocurrido una idea de campeonato: recoger firmas contra “la doble moral mediática”. ¿Cuál es esa? Supuestamente aquella que permite que las columnas de Montaner circulen en los medios de prensa latinoamericanos. Básicamente, en este caso particular, la licenciada no pudo resistir la lectura de un artículo publicado por El Heraldo de Colombia. Así que ha llamado a impedir que “un terrorista que no ha cumplido su condena” (a estos defensores del castrismo no se les ocurre ni que están vivos) continúe publicando. “Fuera Montaner de la prensa y los medios de nuestro continente”, dispara. Tanta pólvora, sin embargo, no disuelve el “aroma” con que estos menores contagian, en su incontinencia, a quienes se meten con ellos en la cama.

“La campaña finaliza el Día del Periodista, 4 de agosto de 2009, en donde una Comisión de Periodistas hará entrega a Bell Lemus, director de El Heraldo, República de Colombia, de todas las adhesiones recogidas”, reza el panfleto que distribuye una llamada “Red Informativa Virtin”. Una campaña, por cierto, dirigida a amordazar la libertad de expresión. Orientada a impedir que un periodista publique. Empeñada en negarle la palabra a un escritor. Son estas las lecciones aprendidas en cincuenta años de totalitarismo.

El castrismo, ya se sabe, no puede ganar la Batalla de Ideas. Sólo puede, a mucho tirar, demorarla. Y, para eso, únicamente en su territorio sin fronteras, en la Isla abandonada a la corriente del golfo. Amordazar a todo un continente es harina de otro costal.

¿Desea dejar un comentario sobre este artículo? Pinche aquí.



Obama, sólo si el puño se abre

8 Comentarios Enviar Print

Respecto al caso cubano, la posición de Estados Unidos se ha visto fortalecida en la Cumbre de las Américas que este domingo cerró sus puertas en Trinidad y Tobago. No habrá concesiones adicionales a las ya ofrecidas en los últimos días al régimen de La Habana, o al menos es lo que puede deducirse de la intervención del presidente Barack Obama durante la clausura de la Cumbre. La pelota está en la cancha castrista.

En Trinidad, Obama ha puesto en circulación un estilo de hacer política en el que las buenas maneras no están reñidas con la solidez de ciertos principios irrenunciables para una democracia como la norteamericana. Se pueden decir las verdades más duras sin renunciar a la cortesía, la moderación o la sonrisa. Y se puede dialogar sin dejar por ello de defender la libertad y los derechos individuales en las mismas narices de sus enterradores. Es bueno, por ejemplo, que Luiz Inacio Lula da Silva, quien ha declarado que no deben esperarse gestos del castrismo para que Estados Unidos continúe relajando el embargo, se entere de que la carretera es de doble vía. La responsabilidad es compartida. O mejor: existe algo que se llama responsabilidad, aunque la clase política latinoamericana pretenda seguir ignorándolo.

“El gobierno cubano podría liberar a los presos políticos o reducir los impuestos sobre las remesas que se envían desde Estados Unidos”, dijo Obama en la conferencia de prensa de clausura. “Sería una buena señal, un ejemplo de colaboración donde ambos gobiernos estaríamos trabajando para mejorar el nivel de vida del pueblo cubano”. Es lo que algunos han dado en llamar “inteligencia emocional”. Una invitación a meditar sobre el valor de la política práctica.

Esto de la reducción de los impuestos a las remesas suena particularmente inteligente. Despolitiza el discurso, desmotivando el “trabajo ideológico” de los “compañeros”.

Mientras, la mano no negocia si el puño no se abre.

Cortesía Libertad Digital.



Nueva York y otros avisos

Enviar Print

Apoyada por Alina Brouwer, Jorge Salcedo y otros artistas e intelectuales cubanos, la labor organizativa del escritor Alexis Romay de cara a la manifestación de este domingo en Nueva York ha sido un éxito. Será en Manhattan, entre la una y las tres de la tarde, frente a la misión castrista ante Naciones Unidas (315 Lexington Avenue, esquina a la calle 38) y debemos divulgar la convocatoria por cuantos medios estén a nuestro alcance.

Reproduzco un fragmento de la “Declaración de Nueva York”, que pueden leer completa en el blog de Romay:

“Nuestra protesta en Nueva York es la continuación y el preámbulo de otras, parte modesta de un movimiento que toca a los jóvenes y también a los veteranos de la lucha anticastrista, que crea y recrea sus vínculos en la diáspora y en la isla, en la realidad virtual y en las calles de Europa, de América, de Cuba, y que no va a detenerse hasta tocar la libertad.

“Éste es un llamado al castrismo a respetar los derechos de todos los cubanos, como individuos y como pueblo. Pero es también una señal inequívoca de que no vamos a resignarnos a vivir sin ellos. Vamos a conquistar los derechos, independientemente de la voluntad del castrismo”.

Expo colectiva

Exposición colectiva en Miami este sábado 28 de febrero, a las siete de la noche. Será en el Lignum Custom Millkwork (7006 SW 4th. Street). Van a estar allí artistas cubanos del calibre de Nora Cerviño, Delio Regueral y muchos otros. Pinchar en la imagen para más detalles.

No se lo pierdan.

Cuba Inglesa, segunda época

Finalmente, abrimos este viernes una nueva etapa en Cuba Inglesa. El blog, o mejor dicho, una extensión del mismo, se traslada a Google. Como decimos en la presentación que encabeza esta segunda época, tras permanecer cerca de nueve meses en el portal de Encuentro en la Red, al que agradecemos la hospitalidad y las facilidades obtenidas, creemos que es hora de dar un paso más allá, con una segunda elaboración que aspira a democratizar en profundidad, y en todas direcciones, el debate en torno a nuestra realidad, nuestra cultura y sus derivados.

Así, esta segunda etapa de Cuba Inglesa se propone ofrecer un periodismo más dinámico, interactivo y, por qué no, popular, contando con el protagonismo de nuestros lectores-colaboradores, cuyas reflexiones y sugerencias ocuparán un lugar central en la nueva propuesta. Se trata de recrear un campo de entrenamiento en el que nuestra manía de tirarnos los trastos a la cabeza prefigure, eventualmente, el ejercicio de la tolerancia y el respeto a la diferencia.

Mientras, este sitio en Cubaencuentro (CE) permanecerá como una especie de blog madre o matriz en el que, con una frecuencia inferior a la acostumbrada hasta ahora, estaremos colgando análisis más voluminosos, seguramente más consecuentes con la naturaleza y el formato del portal. Agradecemos, una vez más, la gentileza de la dirección, del equipo de redacción y de los técnicos que brindan soporte a CE, y por consiguiente a los blogs alojados en él. Gracias por la paciencia y el profesionalismo.

Hemos suprimido la posibilidad de comentarios a este post específico con el objetivo de que los lectores puedan depositar los mismos directamente en la “segunda Cuba Inglesa”, familiarizándose con la estructura interactiva de Google. En este apartado de los comentarios, seguimos sosteniendo que la más absoluta libertad e inmediatez son imprescindibles, sobre todo si lo que se quiere es recrear un espacio participativo, plural y apegado a la realidad de lo que somos.

Aquí ustedes y nosotros hemos alternado los papeles. En esta segunda elaboración serán ustedes los protagonistas.

Eso va a hacer la diferencia.



Fuego y reconcentración

10 Comentarios Enviar Print

Esta semana José Ramón Morales pone patas arriba el discurso nacionalista con dos entradas controversiales en su blog Cuba Española. La primera aborda el delicado asunto de la Reconcentración de Weyler y las críticas de un grupo de cubanos al hecho de que una plaza de Canarias lleve el nombre de ese militar español. La segunda, la quema de Bayamo.

Para Morales, y refrendo su segunda aproximación, la Reconcentración fue una consecuencia de la política de Tea Incendiaria de los mambises, mientras la quema de Bayamo debe ser considerada un acto salvaje. Extraigo fragmentos de ambos post:

“No sé con qué derecho un grupo de cubanos pide esto en Islas Canarias (proponen que la Plaza Weyler sea rebautizada Plaza de Cuba, iniciativa liderada por la revista Convivencia, que dirige Dagoberto Valdés), cuando para los canarios Valeriano Weyler es un ídolo que hizo cosas buenas y les salvó de Estados Unidos, cuyo próximo objetivo era Canarias. No olviden esos cubanos que si ésta hoy en día es un país desarrollado de Europa donde los cubanos pueden comparar la diferencia con el nivel de vida en Cuba, es gracias a que sigue siendo España, por lo que si ellos prefieren vivir ahí en vez de en nuestra isla lo menos que pueden hacer es respetar la decisión del pueblo canario”.

En cuanto a la quema de Bayamo, Morales establece comparaciones:

“Recuerdo que en 1980 hubo una revuelta aquí en Miami de afroamericanos por la muerte a tiros de un ciudadano de la raza negra por parte de un policía blanco. Estos comenzaron a incendiar su barriada y quemaron coches y negocios que pertenecían a afroamericanos. Nosotros vimos eso como un acto salvaje, ya que estaban destruyendo su propio vecindario, y sin embargo celebramos la Quema de Bayamo como algo heroico. Nada, que al cubano no hay quien lo entienda”.

Para leer completas ambas aproximaciones, pinchar aquí.



Buscar en este blog

Sobre este blog

El Reducto que los ingleses se negaron a canjear por la Florida

Sindicación

Agregador para sindicación en XML

Autor: Armando Añel

Armando Añel

Escritor, periodista y editor. Reside en Miami, Florida.
letrademolde@gmail.com

 

Archivo

Calendario

domlunmarmiéjueviesáb
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031