Actualizado: 25/09/2018 8:54
cubaencuentro.com cuba encuentro
| Cuba

Disidencia, UNPACU, Represión

La (des)carga de los 63

Ferrer pidió los demás integrantes de la banda que dieran recomendaciones y todas confluyeron en pasar de la violencia pandillera a la oposición pacífica

Comentarios Enviar Imprimir

La culpabilidad de muchos reside en su pecado original:
no son auténticamente contrarrevolucionarios
Revisionismo contra Che Guevara

El líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), José Daniel Ferrer, acaba de poner en la picota pública a la dictadura tardo-castrista con este impactante testimonio audiovisual: “Jefes de la banda de los 63 afirman que la policía política quería usarlos contra líderes de la UNPACU”. Tal y como sucedió con Alpha 66, no hay versión definitiva de por qué la banda se denomina así [1], pero al menos seis jóvenes pandilleros de Santiago de Cuba depusieron sus armas ante Ferrer, proclamaron “¡NO a la violencia!” y llamaron a la lucha pacífica por el cambio.

Ellos confesaron que eran “sufridos por el régimen” y habían formado la banda “por necesidad”, pero la policía política pretendía utilizarlos para reprimir a los opositores. A tal efecto habían recibido una lista de líderes de UNPACU contra los cuales debían emplear la violencia pandillera.

Semejante táctica confirma aquella denuncia que hizo Ferrer el 27 de noviembre de 2014: “Según fuentes del Ministerio del Interior consultadas por UNPACU, Raúl Castro habría dado la orden de liquidar, por todos los medios, a la oposición más activa, UNPACU y Damas de Blanco, en un período de tres meses”.

Capuchas políticas

Estos jóvenes comparecieron encapuchados ya que, de ser identificados, la Seguridad del Estado procedería a tomar severas represalias contra ellos y sus familiares. Tal como puede apreciarse en el video, las capuchas tornan imposible reconocerlos, pues el aparato represivo del castrismo no da para la identificación por voz. Así y todo, las autoridades circularon ya la patraña de que Enmanuel Robert Claramut es la voz cantante de la banda en el video.

De este modo la Seguridad del Estado cuadra el círculo de la represión contra Claramut, quien con apenas 14 años era ya activo militante de UNPACU. En el contexto internacional de la VII Cumbre de las Américas (Ciudad de Panamá, 9-11 de abril de 2015), este joven atizó la resistencia del pueblo santiaguero, en afrenta y oprobio sumido, al sacar a la calle un cartel que rezaba: “Viva Posada Carrile (sic)”. Hacia diciembre de 2013 había sido reportado —como Emmanuel Robert Claramunt— entre 14 presos políticos en huelga de hambre.

Tradición y relevo

La voz cantante de la banda afirmó que había guardado prisión y comprobado adentro que las torturas de las autoridades penitenciarias incluían una suerte de waterboarding usando cubetas. La ocasión se aprovechó también para denunciar a dos altos oficiales del régimen: “Danielito” por corrupción y “Luisito” por el asesinato de Wilmar Villar Mendoza, militante de UNPACU fallecido el 19 de enero de 2012 en huelga de hambre y declarado al día siguiente prisionero de conciencia por Amnistía Internacional.

Ferrer abundó en que la policía, antes que atajar la violencia para garantizar la tranquilidad ciudadana, se concentra en cumplir las órdenes de la Seguridad del Estado, que incluye usar a delincuentes —tanto en las calles como en las prisiones mismas— para el trabajo sucio contra los opositores.

Recurrir al waterboarding para torturar y a delincuentes para reprimir son indicios concluyentes de la crisis terminal del castrismo. Frente a esa crisis, estos jóvenes pandilleros de Santiago de Cuba se empinan con un adiós a las armas y el compromiso de luchar pacíficamente por la democracia y la libertad en Cuba. Y con ellos se empinan UNPACU y Ferrer, a sabiendas de que la arcilla fundamental de la obra opositora es la juventud.

UNPACU da continuidad a dos tradiciones creativas del anticastrismo beligerante: el video mismo, que guarda estrecha relación con el legendario video de Comandos F-4, y el uso de capucha, que recicla la ocurrencia de un tal “Ernesto”—como líder del grupo anticastrista Poder Cubano— de presentarse encapuchado en conferencia de prensa a poco de ser cañoneado un buque polaco en el puerto de Miami [2].

UNPACU muestra que sigue tradiciones del anticastrismo, pero como relevo que se ajusta al contexto histórico actual. En el video con los jóvenes encapuchados, Ferrer acentúa la oposición pacífica con dos letreros en pantalla: “UNPACU” a la derecha y “Cuba Decide” a la izquierda. Este último refiere directamente a la iniciativa, liderada por Rosa María Payá, de dilucidar pacíficamente el destino político de la nación cubano mediante plebiscito vinculante.

Coda

Ferrer pidió los demás integrantes de la banda que dieran recomendaciones y todas confluyeron en pasar de la violencia pandillera a la oposición pacífica. Uno de ellos agregó de pasada que había que “pensar con la cabeza”.

Nota

[1] El líder fundador de Alpha 88, Antonio Veciana, declaró a Gaeton Fonzi que “66 representaba el número de colegas que había reclutado al comienzo de sus acciones contra Castro” (The Last Investigation, Thunder's Mouth Press, 1993, página 131). Al entrevistarlo Tomm Hartman el 2 de junio de 1993, Veciana negó que Alpha 66 se hubiera formado con 66 personas y contó que escogió el número por llamarle la atención el letrero de una gasolinera Phillips 66.

[2] “Cuban Power Meets Press”, The Miami Herald, viernes 20 de septiembre de 1968, página 24-A.


Los comentarios son responsabilidad de quienes los envían. Con el fin de garantizar la calidad de los debates, Cubaencuentro se reserva el derecho a rechazar o eliminar la publicación de comentarios:

  • Que contengan llamados a la violencia.
  • Difamatorios, irrespetuosos, insultantes u obscenos.
  • Referentes a la vida privada de las personas.
  • Discriminatorios hacia cualquier creencia religiosa, raza u orientación sexual.
  • Excesivamente largos.
  • Ajenos al tema de discusión.
  • Que impliquen un intento de suplantación de identidad.
  • Que contengan material escrito por terceros sin el consentimiento de éstos.
  • Que contengan publicidad.

Cubaencuentro no puede mantener correspondencia sobre comentarios rechazados o eliminados debido a lo limitado de su personal.

Los comentarios de usuarios que validen su cuenta de Disqus o que usen una cuenta de Facebook, Twitter o Google para autenticarse, no serán pre-moderados.

Aquí (https://help.disqus.com/customer/portal/articles/960202-verifying-your-disqus-account) puede ver instrucciones para validar su cuenta de Disqus y aquí (https://disqus.com/forgot/) puede recuperar su cuenta de un registro anterior.