• Registrarse
  • Iniciar sesión

¿Por qué los peloteros cubanos no escapan antes?

12 Comentarios Enviar Print

Siempre me ha asaltado una duda en relación con los peloteros cubanos, y se resume con esta pregunta. ¿Por qué no se van antes de la isla? He hablado con varios jugadores y me han dado diferentes respuestas que no me han aclarado totalmente la duda. Esa duda me viene más a la cabeza con el rumor del escape de Yasser Gómez y Yadel Martí. Estos dos jugadores han estado fuera de Cuba en varias ocasiones y en el caso de Martí estuvo en el Todos Estrellas del primer Clásico Mundial de 2006. ¿Por qué escogió irse tres años después?

Es cierto que la decisión de irse del país puede ser dura, difícil y más cuando se tiene familia. Es una decisión que tiene que tomar cada cual y nadie tiene derecho a inmiscuirse en eso. Pero es difícil de entender porque estos jugadores no toman el camino de la libertad estando más jóvenes, en forma, jugando fuera de la isla y con condiciones para dar el paso. Por el contrario algunos se escapan vía marítima arriesgándolo todo o cuando ya sus años de gloria pasaron.

Es un hecho que los peloteros son privilegiados dentro de Cuba, en relación al resto de la población y hasta a los mismos deportistas. Tienen acceso a cosas materiales, la fama, los viajes. Por otra parte, también es un hecho que pocos en la sociedad cubana salen tantas veces de la isla y con tanta soltura como los jugadores de béisbol. La seguridad del estado alrededor de los peloteros se recrudece en eventos que se realizan en Estados Unidos o en específicos, como en Puerto Rico o Canadá, pero no siempre están tan reprimidos en el exterior. ¿Cómo se explica que un jugador no se escape en un torneo donde lo hace bien y después lo haga cuando es más viejo por terceros países y sin condiciones?

Pienso que los hijos son un factor más que importante para no abandonar la isla y esa fue la razón por la que el estelar Euclides Rojas decidió irse con su familia en balsa en el éxodo de 1994 y no antes, actitud como para quitarse el sombrero ante el ex industrialista. Pero esa tampoco es la tónica de todos. Ya son varios los que se han ido solos. Muchos han esperado a que los suspendan para dar el paso, es decir, mientras que han jugado allá, no han tenido la inquietud de marcharse. Otros pocos como Liván Hernández, Vladimir Núñez, Dayan Viciedo, Michael Tejera y algunos juveniles se han ido jóvenes. El grueso ha visto pasar sus mejores años jugando en las Series Nacionales.

¿Influirá la férrea propaganda a la que están sometidos? ¿El miedo a irse o a la represalia del gobierno cubano contra sus familia? ¿El desconocimiento de lo de afuera? ¿El sentirse importante en una sociedad que cada vez más está en peores condiciones económicas y morales será una clave para no irse?

Lo cierto es que a pesar de todo lo antes expuesto, y aunque determinado pelotero no se sienta incómodo con el régimen, es difícil de entender cómo no buscan irse antes y aspirar a contratos millonarios que les resolverían sus vidas y las de sus descendientes.



Buscar en este blog

Sobre este blog

Béisbol cubano, cubanos en las Grandes Ligas y ligas profesionales.

Sindicación

Agregador para sindicación en XML

Autor: Fernando Vilá

Fernando Vilá Chao

Escritor, Director Ejecutivo de Pasión Magazine. Escribe desde Miami,FL
palmardejunco@gmail.com

 

Archivo

Calendario

domlunmarmiéjueviesáb
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031